Quantcast

¿Sabes donde se hace el mejor transplante capilar?

-

Estudios recientes indican que entre los hombres y mujeres españoles, más del 35% padece alopecia u otro trastorno relacionado. No obstante, la solución a estos problemas se encuentra en Turquía. Pues, este país se ha posicionado en los últimos años como el destino número uno en trasplantes capilares.

 

Siendo así, se estima que cada año más de 100.000 españoles, se realicen un trasplante capilar Turquia. Con esto se espera combatir problemas de calvicie y alopecia, así como barbas y cejas escasas. En este país se atienden principalmente pacientes que presentan pérdida de cabello descontrolada sin ninguna causa aparente.

 

Así, la colocación de injertos capilares en Turquía se ha popularizados gracias diversos factores. Entre estos destaca los accesibles precios de este tipo de intervención en el país otomano. También se pueden mencionar sus técnicas avanzadas y profesionales certificados.

 

En este sentido, Estambul es la ciudad más visitada por hombres y mujeres en busca de una solución capilar. Esta ciudad reúne la mayor cantidad de centros en implantes capilares dentro del territorio turco. No obstante, otras ciudades del interior del país, también cuentan con clínicas y profesionales expertos.

 

1
Modernas técnicas de transplante capilar

 

En materia de trasplantes capilares, el método más avanzado desarrollado hasta ahora es la técnica FUE. Esta es una intervención habitual en los centros turcos dedicados a la colocación de injertos de cabello. Durante años, los profesionales del lugar la han perfeccionado hasta convertir a Turquía en el país de mayor reconocimiento en esta materia.

 

La operación realizada durante esta técnica consiste en la extracción individual de folículos en el área seleccionada. Luego, los folículos son implantados en la zona afectada, ya sea que se trate de la cabeza, la barba o las cejas. Esto se realiza folículo por folículo, bajo anestesia local.

 

La colocación de los injertos, no se realiza aleatoriamente. Pues, previamente el profesional ha seleccionado el área donante, según las características del cabello requerido. Para ello, se evalúan aspectos como la densidad capilar, la forma y dirección original del cabello y la cantidad de folículos requeridos. De esta forma, se garantiza un resultado natural tras la intervención.

 

La operación demora entre 4 y 9 horas, dependiendo de la cantidad de cabellos a implantar. Sin embargo, los pacientes permanecen en Turquía durante al menos 3 días. Esto permite llevar a cabo una consulta preoperatoria, y una segunda evaluación posterior a la intervención.

 

La técnica FUE para el trasplante capilar, precisa de pocos cuidados tras su ejecución. Así, el paciente puede retomar sus actividades regulares inmediatamente después de la operación. No obstante, se deben seguir algunas indicaciones elementales de higiene y postura.

 

Atrás
Comentarios de Facebook