Quantcast
jueves, 29 octubre 2020 15:00

Qué puede esperar el Barcelona de la Champions: inicia la cuenta atrás

El FC Barcelona sí o sí debe derrotar al Nápoles en el partido de vuelta para avanzar a los cuartos de final de la Liga de Campeones y seguir con la esperanza de salvar un año totalmente patético en todos los sentidos: directiva, cuerpo técnico y jugadores. En este sentido, para todos los adeptos de esta institución ha sido difícil aceptar y soportar que su más acérrimo rival, el Real Madrid, les arrebatara el título de LaLiga Santander, sin embargo, no descartan la posibilidad de convertirse en los mejores del viejo continente.

Además, los dardos de Lionel Messi, capitán y máximo exponente del club por muchos años, han golpeado contundentemente a todo aquel que no quiso esforzarse completamente por el combinado culé durante esta temporada. “La verdad es que no queríamos terminar de esta manera, pero marca un poco como fue todo el año, un equipo muy irregular, muy débil, que le ganan por intensidad, que le ganan por ganas, que nos crean muy fácil y nos hacen gol, expresó “la Pulga” luego de la derrota ante el Osasuna en el Camp Nou.

Messi / Barcelona

Al mismo tiempo, el astro del fútbol mundial arremetió fuertemente contra sus propios compañeros y hacia la directiva del veintiséis veces campeón del balompié español. “Tenemos que hacer autocrítica, empezando por nosotros los jugadores, pero hacer una autocrítica global, porque está bien que el Madrid gane todos los partidos y tenga su mérito, pero nosotros somos el Barcelona y estamos obligados a ganar todos los partidos sea cual sea”, disparó.

Josep Maria Bartomeu, presidente del cuadro catalán, sabe que su gestión ha cometido demasiados errores que a simple sería imperdonables para toda la hinchada. Asimismo, el mandamás entiende que sus horas estarían contadas si los azulgranas no terminan levantando la copa del torneo internacional de clubes más importante y más visto en los cinco continentes. Aunque Lionel Messi no le ha dado oportunidad de reivindicación a ninguno en el equipo y parece que ya se ha adelantado a los hechos.

Barcelona

“La sensación del equipo es que intenta y no puede, que deja mucho que desear en muchos partidos. Ya lo dije hace tiempo que si seguimos de esta manera va a ser muy difícil que ganemos la ‘Champions’. Queda demostrado que no nos alcanzó ni para la Liga y si queremos pelear por la ‘Champions’ vamos a tener que cambiar muchísimo, porque si no el partido con el Nápoles lo vamos a perder”, sentenció el argentino de 33 años de edad, quien aparentemente considera que no podrán avanzar a la siguiente fase este sábado ante los italianos.

Pese a que ambos equipos igualaron 1-1 en el partido correspondiente a la ida de los octavos de final que se llevó a cabo en Estadio San Paolo y dejó un resultado favorable para el FC Barcelona, estos no podrán contar con Sergio Busquets por acumulación de tarjetas y con Arturo Vidal que fue expulsado por doble amarilla. Por ende, el director técnico blaugrana tendrá que ver cómo solventa esa terrible situación y, a su vez, deberá evitar que el rival los saque de su camino hacia la gloria.

Si bien es cierto que el conjunto dirigido por Gennaro Gattuso se encuentra ante la posible baja de su capitán, Lorenzo Insigne, quien se marchó de su último partido por un problema muscular, los catalanes no pueden permitirse ningún error en este juego tan importante. Claramente, las esperanzas del entrenador Quique Setién y del presidente Josep Maria Bartomeu para mantenerse en sus puestos de trabajo radican en el título de la Liga de Campeones.

En efecto, todos los integrantes del combinado azulgrana tendrán que esperar lo peor si son eliminados ante el Nápoles en la vuelta por los octavos de final del único torneo que podría salvar una temporada tan irregular. Sin embargo, nada está escrito y todos tendrán que esperar hasta el resultado del sábado para saber qué sucederá con el futuro de la directiva, cuerpo técnico y jugadores del FC Barcelona.

Comentarios de Facebook