Quantcast
lunes, 26 octubre 2020 5:28

Florentino Pérez pone el Real Madrid patas arriba: la mitad, en venta

El título de Liga supuso un gran alivio para un Real Madrid que siempre está obligado a ganar. Zinedine Zidane armó un equipo espectacular para este regreso tras el parón y pudo ganar 10 de los partidos que restaban para coronarse como los mejores en España. A pesar de que aún la campaña no acaba, debido a que todavía queda el objetivo de la Champions League, Florentino Pérez ya comienza a perfilar lo que será la temporada que viene y realmente prepara varios cambios radicales en la plantilla.

La limpia que prepara el mandatario del Real Madrid es de órdago. Un total de 16 jugadores están en la lista para abandonar el equipo blanco y ya sea que no estén en los planes del estratega francés, que necesiten salir porque hace falta dinero o porque sean jóvenes y requieran minutos, la idea es recolectar mucho dinero para palear la crisis que se viene por el coronavirus y también, para recaudar fondos de cara al verano de 2021 en el que si se harán fichajes importantes.

Bale y James en la puerta de salida del Real Madrid

Ambos no cuentan para Zidane

Dos nombres están marcados en rojo para dejar el club merengue: Gareth Bale y James Rodríguez. Ambos cayeron en desgracia para un Zidane que no los quiere ver ni en pintura. En el caso del galés, su poca implicación y la desgana que muestra en los partidos son las causas principales de su constante suplencia, pero esto no hace desistir al de Cardiff en su idea de permanecer en Madrid. Sin embargo, Florentino Pérez también estaría cansado de él y aunque este no planea perdonar ni un euro se le buscará una salida sea como sea en este mercado.

Con el colombiano ocurre todo lo contrario. Al igual que el entrenador, el jugador tampoco lo soporta y no quiere verlo más. Por esa razón aceptara cualquier oferta que se presente para demostrar que aún le queda talento para repartir. Aunque su destino favorito sea el Atlético, no se negará a aceptar otras propuestas porque simplemente hará lo posible para salir del Real Madrid este verano.

Junto con el galés y el colombiano, en el conjunto de Florentino Pérez tampoco se cuenta con Areola, que volverá al PSG tras su año de cesión; Dani Ceballos, cuyo caso es parecido al de James y por eso quisiera quedarse en el Arsenal; Borja Mayoral, al que Valencia y Lazio son los mejores colocados para llevárselo porque no tiene espacio en el Madrid; Álvaro Odriozola, que ya cayó en desgracia ante el técnico galo que no lo ve ni como suplente de Carvajal; y Mariano Díaz, que a pesar de seguir los pasos de Bale en su empeño de quedarse, sabe que con Zidane no tendrá minutos. Todos ellos deben salir del equipo sí o sí.

Algunos pueden quedarse

El andaluz es del agrado de Zidane

Dentro de la lista de descartes aparecen nombres que si bien no hacen daño a los planes de Zidane, si llega una buena oferta por ellos podrían fácilmente dejar el equipo. Futbolistas como Isco o Luka Jovic tienen buen cartel y aunque en el caso del malagueño, Zidane preferiría que se quedara, para Florentino Pérez si llega una buena oferta no dudará en venderlo; pero con el serbio ocurre al revés, porque el francés no cuenta con él y es el mandatario blanco el que solo lo piensa dejar ir si la oferta es muy suculenta.

En este renglón también se encuentra tanto Lucas Vázquez como Nacho. El extremo es consciente que tiene pocas opciones de jugar en ese lugar, pero como lateral derecho podría ganarse un puesto. Al francés no le molestaría verlo la temporada que viene en el Real Madrid, más porque sabe que el gallego es uno de los suyos y en él puede confiar donde lo necesite. Mientras que con el defensor, por su edad y prestigio, una venta podría beneficiar al equipo, pero si se queda tampoco sería algo malo porque gracias a su polivalencia es una pieza muy buena.

Cesiones para darle minutos a los jóvenes

Brahim
En el Madrid confían en el talento de Brahim

Otro grupo grande es el de las posibles cesiones. Florentino Pérez ha invertido en estos último años en jóvenes promesas que en algún momento pueden terminar de explotar su talento en el conjunto blanco, por ese motivo quieren prestarlos a otras escuadras de Primera División en al que puedan ver minutos e ir cogiendo experiencia en la élite.

Aquí aparecen los nombres de un Sergio Reguilón, al que el Sevilla estaría encantado de recibir nuevamente, aunque sin descartar una venta definitiva con opción de recompra; Brahim Díaz, que pasó el año casi en blanco, pero desde la dirigencia confían en su talento y con un préstamo al Valladolid puede demostrarlo; Kubo, que el Mallorca dejó detalles de su calidad y se le prestará a otro club de LaLiga para continuar con su progreso; Reinier, al que se espera que en el Valladolid o el Bayer Leverkusen pueda coger el ritmo de juego europeo; y Óscar Rodríguez, que fue de los mejores del Leganés esta temporada y ahora Valencia y Villareral esperan que llegue cedido.

Lo cierto es que el Real Madrid quiere deshacerse de varias piezas con las que no cuenta para la campaña 2020-2021. No todas llegarán a salir, pero si una mayoría importante que dejarán suficiente dinero en la bolsa para armar un nuevo equipo que luche por todos los títulos durante los próximos años.

Comentarios de Facebook