lunes, 20 mayo 2024 7:48

Ayuso facilita la llegada de Mbappé al Real Madrid: la ley más polémica

Mbappé pagaría casi el mismo IRPF que un mileurista con la nueva ley de Ayuso

El gobierno de la Comunidad de Madrid presidido por Isabel Díaz Ayuso está desarrollando una ley que beneficiará como siempre a los que más tienen. Así, la nueva norma, que ya se conoce como ‘Ley Mbappé’, eliminará el pago del IRPF autonómico a las personas extranjeras que se instalen en capital y realicen algún tipo de inversión.

La ley recibe este sobrenombre porque se está desarrollando al tiempo que el Real Madrid negocia el fichaje de Kylian Mbappé. Y es que, con la nueva norma de Ayuso, la oferta económica que el conjunto blanco puede ofrecer al astro francés se ajusta más a sus pretensiones, quién podría ganar lo que quisiera si se decanta por seguir jugando en el PSG.

Mbappé Ayuso
Mbappé Celebra La Nueva Ley De Ayuso

Ayuso copia la ‘Ley Beckham’

La nueva ‘Ley Mbappé’ que Isabel Díaz Ayuso quiere implementar en Madrid no es nada nuevo en nuestro país. Allá por el año 2005 ya se redactó una ley que hizo que los extranjeros que se trasladaran a España pagarán una cuota fija de IRPF del 24% independientemente de sus ingresos.

Este nuevo régimen fiscal fue bautizado como ‘Ley Beckham’ o ‘Ley de impatriados’ y se instauró, casualmente, apenas dos años después de que el Real Madrid fichara al centrocampista inglés del Manchester United. Hasta entonces, los extranjeros que residieran en nuestro país más de 183 días debían pagar un IRPF global con tasas que llegaban hasta el 47%.

Mbappé pagará como si cobrará 20.000 euros

Parece claro que Kylian Mbappé acabará fichando por el Real Madrid al final de esta temporada a razón de unos 30 millones de euros netos por temporada. Si sale la nueva ley que Ayuso quiere aprobar, el francés apenas pagará un 24,5% de IRPF.

Esto supone que el futbolista tan solo tendrá que pagar un 2% más de lo que paga alguien que cobra entre 12.000 y 18.000 euros brutos anuales. Y lo más curioso de todo es que, con unos ingresos multimillonarios, deberá afrontar la misma cuota que alguien que gane 20.000 euros anuales.