Las formas más originales de atar los cordones para quedar con tus amigos

Atarse los cordones de las zapatos puede llegar a ser una forma divertida para salir con los amigos, y es que dependiendo de la zapatilla puedes jugar con los cordones, los colores y por supuesto la forma y hacer que se vean más divertidos y a la moda incluso.

Y es que puedes jugar con el tipo de calzado, no solo con el tipo de cordón o el color, desde las usuales zapatillas, las botas militares, los zapatos de vestir hasta las alpargatas clásicas que usamos en verano.

Cuando nos enseñan por primera vez a atar los cordones de los zapatos, por lo general aprendemos el viejo truco de nuestros padres o profesores en el colegio y luego nos cuesta mucho aprender otros, sin embargo existen una gran variedad de formas de atar los cordones que podemos practicar si decidimos cambiar.

A continuación te contamos algunas formas divertidas de atar los cordones de tus zapatillas.

El cordón recto

El Cordón Recto
El cordón recto

Es una de las formas de atar los cordones más conocidos, tal vez por su practicidad, también se le conoce como el cordón de calle, debido a que es de un estilo bastante informal, pero sobre todo juvenil, es bastante cómodo porque ofrece espacio que tu pie se mueva e respire dentro de la zapatilla. Esta forma de atar los cordones es la más usual porque con ella vienen casi todos los zapatos que adquirimos nuevos, sobre todo en los calzados americanos.