Quantcast

Así se hace la galleta belga de mantequilla más famosa del mundo

Cuando de comer una galleta de mantequilla se trata, a todos se les hace agua la boca apenas les nombran una galleta belga de mantequilla. Mejor conocidas como galletas speculoos, estás resultan perfectas y deliciosas para acompañar una buena taza de café a la hora del desayuno o para merendar una tarde lluviosa.

Aprovechando que ha llegado el otoño, ¿qué te parece si aprovechas y enciendes el horno para hornear estas ricas galletas y las disfrutas junto a un rico café especiado de calabaza?. La excusa perfecta para usar el horno durante los días fríos que se aproximan.

Qué necesitas para preparar la galleta belga de mantequilla más famosa del mundo

postre

Aun cuando la galleta belga de mantequilla la puedes encontrar en muchos establecimientos, lo cierto es que hacerla en casa no es para nada complicado. Con unos pocos ingredientes sencillos y siguiendo unos pasos simples, tendrás el placer de disfrutar de todo su aroma mientras se hornean, y por supuesto, de todo su sabor. 

Los ingredientes que vas a necesitar son: 300 gramos de harina de fuerza, 135 gramos de azúcar moreno, 125 gramos de azúcar común, 115 gramos de mantequilla (puedes utilizar mantequilla casera), 15 gramos de mix de especias, 2 huevos de tamaño mediano y 5 ml de vainilla.