Quantcast

Este es el pan que más engorda

“El pan nuestro de cada día”, si así es, necesitamos el pan para vivir, al igual que el café tal vez. Lo cierto es que desayunamos con pan, en la comida lo tenemos siempre cerca y pues que decir de la cena, el pan es un aliado estratégico en la cocina, no podemos dejarlo a un lado, nos saca de apuros cuando no tenemos tiempo e incluso cuando no tenemos mucho más que ofrecer.

El pan forma parte de la cultura española, de hecho España es uno de los países con mayor consumo de pan en el mundo, los panes forman parte de nuestros desayunos, con las tostadas o el pinchito a media mañana, y solemos consumir harina de trigo refinada no solo con las tostadas sino que también la ingerimos con los tradicionales bollos.

Pero no todos los panes son buenos para la salud, estudios recientes realizados en la Universidad de Navarra, demuestran que “el pan blanco se convierte en azúcar al contacto con la saliva” y esto ocurre porque están elaborados con harina refinada, es decir, es harina a la que han manipulado y se le ha extraído el salvado de trigo.

A continuación te contamos todo lo que tienes saber sobre el pan elaborado con harina refinada o pan blanco, para que no caigas en la trampa a la hora de comprarlo y termines engordando.

Puedes adelgazar sin dejar de comer pan

Puedes adelgazar sin dejar de comer pan
Puedes adelgazar sin dejar de comer pan

Estudios recientes han demostrado que se puede perder peso sin dejar de ingerir carbohidratos y es que el mundo de los carbohidratos es bastante amplio, lo conforman alimentos como el pan, la pasta, las patatas, otros y a pesar de que no aportan muchos nutrientes, aportan almidón, que proporciona energía constante al organismo, lo que reduce las ganas de comer durante el día, impactando positivamente en el peso.

Ahora bien, somos de la cultura del pan, sea de harina integral o refinada, no se puede dejar de consumir pan de manera radical, se deben modificar las cantidades. El llamado es la moderación, podemos consumir pan, de hecho hasta podríamos estar perdiendo peso si lo consumimos, pero no olvidemos los efectos negativos en el azúcar por ejemplo, entonces comamos pan con moderación.