Quantcast

Usos no convencionales de la sal

Todos conocemos la sal común y su uso principal. Se trata de darle un sabor con ese toque salado a la comida. Sin duda, es el básico de este ingrediente. Pero, ¿sabías que todavía puede hacer muchas más cosas por nosotros?. Además, puede tratar de soluciones problemas cotidianos a los que todo el mundo tiene que hacer frente.

Hoy te contaremos 10 usos no convencionales de la sal. Porque los tiene y desde luego, la gran mayoría te van a sorprender. Es increíble que un producto básico en toda cocina, pueda aportarnos unas ideas de lo más increíbles. ¡Descúbrelas y comienza a darle nuevos usos a tu salero!.

Usos no convencionales de la sal

Los muebles pueden sufrir el paso del tiempo, pero además, en ocasiones también tienen que superar nuestros descuidos. No es la primera vez que nos olvidamos de colocar un pequeño mantel, servilleta o posavasos. De este modo, cada vez que coloquemos un plato o bebida, se nos quedará la marca.

Si no lo limpiamos rápidamente, ésta se puede secar y será mucho más complicada erradicarla. Por si esto te ocurre, piensa en que tienes la sal a mano. Necesitarás un puñado de la misma y la mezclarás con aceite de oliva. Esta combinación creará una pasta perfecta para añadir a tu mueble.

Tendrás que pasarla por la zona afectada, pero recuerda no frotar demasiado, porque no queremos dañar más la superficie, sino que tan solo limpiarla. Verás como en cuestión de minutos, ya tendrás tu mueble como nuevo y sin añadir productos caros o que pueden resultar más abrasivos.