Quantcast

¿Qué se necesita para pedir un préstamo personal?

Son muchos los motivos por los que podemos encontrarnos en la situación de pensar en pedir un préstamo: desde comprar un coche nuevo hasta financiar unos estudios o reformar nuestra vivienda. No obstante, es importante saber en qué situaciones conviene solicitar un préstamo personal y qué requisitos hay que cumplir para ello.

Para elegir, es conveniente utilizar un buen comparador de préstamos que encuentre entre toda la oferta del mercado aquel que mejor se adapte a nuestras necesidades y requerimientos. Este es el caso de PréstamoJusto, el comparador de préstamos definitivo que te ofrecerá un amplio listado con los mejores préstamos personales online del mercado filtrados y ordenados por categorías.

Requisitos para pedir un préstamo personal: ¿qué necesito para que me concedan un préstamo personal?

La concesión de un préstamo personal suele estar supeditada a varios factores y al cumplimiento de ciertos requisitos, ya que las entidades financieras y crediticias no conceden un préstamo a cualquiera.

Los requisitos que se han de cumplir para conseguir la concesión de un préstamo personal son los siguientes:

  • Ser mayor de 18 años.
  • Residir fiscalmente en España.
  • Percibir ingresos suficientes por nuestro trabajo por cuenta ajena o por cuenta propia, o bien por ser beneficiarios de una pensión. Este requisito es importante. Así, deberemos disponer de ingresos suficientes para poder afrontar la deuda que se generará con la entidad financiera o de crédito por la concesión del préstamo.
  • Buen historial crediticio. A la hora de pedir un préstamo, las entidades bancarias y financieras analizarán nuestro historial crediticio. Esto es: las deudas que tengamos pendientes y si estamos inscritos como morosos en algún fichero como ASNEF, CIRBE o RAI. De esta forma, si figuramos como morosos en alguno de estos ficheros o nuestro historial crediticio no es bueno, es complicado que la entidad bancaria o financiera nos conceda el préstamo.
  • Tipo de contrato de trabajo. Dependiendo del tipo de contrato de trabajo que tengamos, será más sencillo conseguir el préstamo personal. Así, si contamos con un contrato de trabajo indefinido o somos funcionarios públicos, la concesión del préstamo será relativamente fácil. Sin embargo, para conseguir un préstamo siendo autónomo, deberemos probar que nuestro negocio cuenta con beneficios suficientes.

Una vez hayamos comprobado que cumplimos con todos los requisitos, se ha de acreditar su cumplimiento. De esta forma, deberemos presentar ciertos documentos como nuestro DNI en vigor o la información relacionada con los ingresos que percibimos (recibos de las últimas pensiones que se han percibido, las últimas nóminas de trabajo o el pago de la cuota de autónomos). Además, suele ser habitual que la entidad bancaria o financiera solicite un justificante en el que se plasme para qué necesitamos el dinero.

Aunque los préstamos personales nos darán liquidez en un momento de necesidad, es conveniente tener muy en cuenta los requisitos que hemos de cumplir para poder solicitarlo. En cualquier caso, lo mejor es contar con un buen comparador de préstamos que nos presente una lista con los préstamos del mercado que mejor se adaptan a nuestras necesidades, tal y como ocurre con PréstamoJusto.