Quantcast

Iberdrola envía más de ocho toneladas de material humanitario a Ucrania

Iberdrola ha enviado a Ucrania más de ocho toneladas de material humanitario donado por sus empleados a través de su red de voluntariado corporativo en España, según ha informado en un comunicado.

Entre la ayuda de primera necesidad aportada se encuentran productos de primeros auxilios, ortopédicos, higiénicos y sanitarios, así como enseres de refugio, alimentos, ropa de abrigo, mantas y edredones.

El material se distribuirá a través de los convoyes organizados por la Generalitat Valenciana, en colaboración con los gobiernos de Ucrania y Polonia y la Fundación ONCE, en coordinación con la Fuerzas Armadas españolas.

El primero de ellos viajará hasta diversos centros logísticos de Polonia, desde donde las autoridades ucranianas repartirán el material a través de corredores verdes, mientras que el segundo convoy se destinará a los campamentos y centros de apoyo situados tras los puntos fronterizos.

Esta iniciativa se ha desarrollado dentro del programa Voluntarios por Ucrania, puesto en marcha por la compañía desde el inicio de esta crisis humanitaria.

A través de este programa la energética está además recogiendo fondos, doblando las cantidades donadas por sus empleados. La recaudación será entregada al Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) para proveer de refugio, alimentación inmediata y atención de emergencia a las miles de personas que están dejando Ucrania y concentrándose en las fronteras.

La compañía también apoyará a los refugiados ucranianos que lleguen a España mediante su acción de voluntariado Iberdrola con los refugiados, cuyo objetivo es contribuir a su adaptación, favorecer su integración y mejorar su autonomía. Desde 2015, esta iniciativa ha atendido ya a más de un millar de refugiados procedentes de otros conflictos bélicos, como Siria, Palestina, Afganistán o Mali.

Adicionalmente, el grupo ha enviado a Ucrania un primer lote de 20 generadores para mantener el funcionamiento de servicios especiales como hospitales, refugios o plantas de tratamiento de agua.

Con su Programa Internacional de Voluntariado la empresa pretende motivar a sus profesionales a participar en proyectos sociales dirigidos fundamentalmente a colectivos vulnerables, la mejora del medio ambiente y el desarrollo sostenible.

En esta línea, unos 200 empleados van a iniciar este fin de semana en la Casa de Campo de Madrid la plantación de un encinar que contará con 3.000 ejemplares, con el objetivo de reparar los fuertes daños causados en 2021 por la borrasca Filomena, que afectó a más de 440.000 árboles.

El programa de voluntariado de Iberdrola ha sido el único de una empresa española en ser reconocido como una práctica pionera por Naciones Unidas en su informe Transforming Lives and Communities, publicado en septiembre de 2021.