Quantcast

Lynk & Co llega a España y abrirá «clubes» en Madrid y Barcelona en 2022

La compañía de soluciones de movilidad flexible Lynk & Co ha aterrizado en el mercado español y planea abrir dos de sus «clubes» en Madrid y Barcelona en 2022, según informa la compañía en un comunicado.

El modelo de movilidad flexible ofrece una suscripción de fácil acceso y cancelación que, por 500 euros, brinda su modelo 01, que incorpora de serie todos los extras, en modalidad híbrida convencional o enchufable y permite a sus usuarios compartirlo con otras personas para reducir gastos.

Aquellos que no necesiten su propio automóvil, podrán hacerse miembros de su comunidad de forma gratuita y acceder a los vehículos de otros usuarios en modalidad de ‘pago por uso’, y ofrece también la posibilidad de comprar uno de sus coches, o bien el híbrido convencional por 35.000 euros o el enchufable por 40.500 euros.

La suscripción a Lynk & Co brinda un plan de protección opcional para quienes prefieran la opción de compra que incluye impuestos, seguro, mantenimiento, reparaciones y llantas, con opciones de entrega a domicilio y un coche de sustitución en caso de reparación.

El modelo 01 actualiza todo su software de forma automática a través de un sistema OTA (o ‘over the air’, del inglés a través del aire), de modo que no requiere visitas el taller para su puesta al día.

Asimismo, Lynk & Co prevé abrir a lo largo de 2022 dos nuevos clubes en Madrid y Barcelona como parte de su estrategia de implantación en España, y sobre los que dará más detalles en los próximos meses.

Los clubes constituyen su alternativa a los concesionarios convencionales y ya cuenta con siete en Europa. Se trata de espacios concebidos y decorados en colaboración con artistas y por diseñadores locales, que quieren articular una «verdadera comunidad» en torno a la marca y en que sus usuarios pueden encontrarse, intercambiar ideas, compartir una copa, participar en eventos o acceder a una amplia gama de productos sostenibles.

«España es un mercado vibrante, en que el talante sociable de sus habitantes está hecho a la medida de nuestros clubes, que quieren ser un punto de encuentro y espacios lúdicos en que pasarlo bien y consumir de forma responsable. Estamos expectantes por llegar a Madrid y Barcelona y por acercar nuestra propuesta de valor a unas nuevas generaciones especialmente inclinadas al ‘pago por uso’ y con una profunda conciencia ambiental», comenta el consejero delegado de Lynk & Co, Alain Visser.