Quantcast
lunes, 6 diciembre 2021 10:59

El tenista que se ha codeado con Nadal y ahora mendiga por comida

-

Algunos tenistas como Rafa Nadal han podido alzarse con la gloría dentro del deporte, eso les ha permitido entrar en una esfera en la que muchos piensan que viven la mayoría de los deportistas; el problema es que eso no es tan así. En el caso del tenis, por ejemplo, son muy pocos los que acaban teniendo grandes ingresos; de hecho, del Top 100 para abajo la situación de los profesionales comienza a complicarse y ya ni se diga del Top 500 hasta más allá, que algunos casos se ha mencionado que hasta tienen otros trabajos, pues el tenis no puede sustentarlos ni a ellos ni a sus familias.

Realmente el drama que viven algunos tenistas es muy fuerte, algo que se incrementó durante este tiempo de pandemia en el que el mundo se paralizó durante tres meses y luego cuando comenzaron a tratar de abrirse, varios torneos decidieron suspender sus actividades. El 2020 fue una año duro para muchos deportistas. Sin embargo, el drama en el tenis no es exclusivo para ese año tan complicado, pues no todos pueden disponer de las ganancias de algunos como Roger Federer, Rafa Nadal o Novak Djokovic; uno de los grandes ejemplos lo puso Mark Philippoussis, que pasó de codearse con ellos a pedir comida a sus amigos para poder mantener a su familia.

No todo tiene que ver con el dinero

Por supuesto que el dinero es importante y cada uno de los profesionales que se dedica al deporte tiene la suerte de percibir una buena suma, otra vez, Nadal es un buen ejemplo de ello; la cuestión es que hay veces que los problemas de los deportistas no solo tienen que ver con el dinero, como este caso de Mark Philippoussis, también están aquellos que sufren problemas fuera del tema monetario. Simon Biles ahora está luchando con sus problemas mentales por los abusos sexuales que sufrió; otros como Naomi Osaka tiene dificultad para lidiar con la presión, al enfrentarse a los medios de comunicación y exigirse en el tenis; además de ellos están los que lidian con la depresión, como le ocurrió a Iniesta o Michael Phelps. Realmente el deporte no tiene los mismos beneficios para todos y eso se está dando a conocer mucho más ahora.