Quantcast

Berenjenas caramelizadas: cómo prepararlas fácilmente en menos de 20 minutos

Las berenjenas son otros de esos vegetales que están en su mejor momento; y es que, cuando el sol calienta, todos los frutos y vegetales parecen vibrar con mayor color que en cualquier otra época del año. 

Completamente versátiles, las berenjenas van a la par de otros vegetales como las calabazas y los calabacines, con los que puedes preparar una sopa que esta muy de moda y rivaliza con el salmorejo. Son completamente saludables, ligeras y recomendadas para cualquier tipo de alimentación, incluyendo aquellos regímenes especiales para bajar de peso. 

Gracias a su bajo contenido calórico, puedes prepararlas como en esta ocasión que te presento, de forma caramelizada, equilibrando un poco las calorías y permitiéndote un pequeño gusto.

Los beneficios del consumo de berenjenas

berenjenas

Aun cuando tiene un gran poder saciante, el aporte calórico de la berenjena es realmente bajo. Por cada 100 gramos de berenjenas consumidas, se brinda al organismo apenas 20 calorías. Más del 90% del contenido de la berenjena es agua; por esta razón es ampliamente recomendada para bajar de peso. Además aporta una buena cantidad de fibra y tiene muy poca grasa.

La textura porosa y absorbente de la berenjena le permite absorber el máximo de los sabores, pero en contraparte también le permite absorber gran cantidad de grasas. Por esta razón, es recomendable cuidar el tipo de cocción que se elija, y aunque los más recomendados vendrían siendo al horno o al vapor. Tal como te comentaba en un inicio, hacerlas caramelizadas es un placer que puedes darte de vez en cuando.

Las berenjenas son una excelente fuente de minerales y aportan una cantidad importante de magnesio, potasio, antioxidantes y también vitaminas del grupo B. La disminución del riesgo de padecer diabetes, hipertensión y obesidad están asociadas a su consumo frecuente; por lo tanto consumir berenjenas de forma regular te ayudará a estar más saludable.

Elegir bien las berenjenas, la clave del éxito para hacerlas caramelizadas

berenjenas

Cuando vayas a preparar esta rica receta de berenjenas caramelizadas, cuida elegir las mejores del mercado. Ello garantizará completamente el éxito. En esta receta, las berenjenas se lucen hermosas y brillantes, así que presta atención a los siguientes consejos.

Para elegir las mejores, fíjate muy bien en su aspecto. Las berenjenas frescas lucen con una bonita piel lisa y brillante, de textura tersa y de consistencia firme. Cuando están realmente frescas no presentan arrugas ni lucen hundidas en su superficie; de hecho, cuando las aprietes un poco, tus dedos no tienen por qué hundirse demasiado en ellas, solamente deben ceder un poco como muestra de estar en su punto justo de maduración.

Un punto que debes tener en cuenta, es elegir las berenjenas más livianas, las que son más pesadas, tendrán muchas más semillas en su interior.

Una vez que las hayas seleccionado, nunca las coloques en el fondo de la bolsa. Por el contrario, evita en todo momento colocar peso sobre ellas y ubícalas en la parte superior de las compras.

Al llegar a casa guarda también las correctas medidas para su conservación. Lo mejor es guardarlas siempre en la nevera; eso sí, debes guardarlas en el espacio reservado para las verduras, alejadas del exceso de frío.

Nunca dejes transcurrir muchos días antes de disfrutarla. Al pasar algunos días, las berenjenas se tornarán arrugadas y marchitas, perderán su volumen y comenzarán a tornarse amargas.

Prepara las más ricas berenjenas caramelizadas en menos de 20 minutos

Berenjenas caramelizadas: cómo prepararlas fácilmente en menos de 20 minutos

Ahora sí, ha llegado el momento de preparar esta verdadera delicia con las mejores berenjenas frescas y hermosas que conseguiste en el mercado. Hacer esta delicia es más fácil de lo que crees.

Comienza lavando muy bien 4 berenjenas medianas. No es necesario retirarles la piel, por el contrario, esta contribuirá a que luzcan más hermosas. Una vez que las hayas lavado, córtalas en rodajas. (si deseas puedes cortarlas en cubos medianos; sin embargo, cortarlas en rebanadas ayudará a que su cocción sea más rápida)

Añade en una sartén un chorro de aceite de oliva virgen extra y llévala al fuego, cuando esté caliente añade las berenjenas rebanadas y vierte 3 cucharaditas de vino moscatel. Mientras se van cocinando a fuego medio, pica finamente: media cebolla, 2 dientes de ajo y 2 ajoporros.

Cuando las berenjenas estén doradas retíralas del fuego y resérvalas. Aprovecha el calor de la sartén y coloca en ella la cebolla, los dientes de ajo y los ajoporros finamente picados y añade 3 cucharaditas de azúcar moreno, 1 cucharada de salsa de soja y 4 cucharadas de vino blanco. Mezcla por un par de minutos y añade las berenjenas. Deja que la cocción se reduzca y que las berenjenas luzcan bien caramelizadas. Retira del fuego y disfruta.

Consejos para eliminar el sabor amargo de la berenjena

Debes quitarle lo amargo

Siempre que vayas a preparar berenjenas sigue estos sencillos pasos. Si bien, elegirlas livianas y con menos semillas puede resultarnos en ejemplares menos amargos, igual seguir estos trucos garantiza un sabor más delicioso.

Antes que nada lava muy bien las berenjenas y córtalas según el uso que vayas a darles.

Colócalas sobre un plato forrado con papel absorbente y espolvorea sobre ellas una cantidad generosa de sal gruesa y deja reposar por 20 minutos por lo menos.

Sécalas muy bien con la ayuda de un paño, retira toda la sal y el líquido destilado por las berenjenas; allí se encuentra el sabor amargo.

Aprovecha que están en su mejor momento, y anímate a preparar una delicia de la cocina mediterránea: una tradicional y rica moussaka.