Quantcast

Chocolate: ¿es mejor fundirlo al baño maría o en el microondas?

Para los amantes de la repostería el chocolate siempre será un infaltable en la cocina. Este exquisito manjar de los dioses siempre está presente en la elaboración de los mejores postres y por su versatilidad es ideal para cualquier uso que se le desee dar. El chocolate es fantástico para la preparación de diferentes tartas, galletas, flanes y bebidas, y ni hablar de lo maravilloso que resulta para hacer bombones caseros y para decorar un pastel.

Así como tener chocolate en casa es necesario porque no sabrás en qué receta dulce lo puedas necesitar, también es igualmente necesario conocer todo lo concerniente a las formas correctas de su utilización y sobre todo fundido.

Las técnicas utilizadas para derretir el chocolate son al baño maría y en el microondas, pero ¿con cuál de ellas obtendrás un mejor resultado?, a continuación te cuento como queda mejor y te detallo algunos consejos para que resulte perfecto.

Antes de hablarte de cuál es la mejor forma de fundirlo, es necesario saber cuál es el chocolate más recomendado para fundir y por qué.

Tipos de chocolate

tipos de chocolate

Según sea su composición será el proceso de su fundido. No todos los chocolates son buenos para fundir; si bien el que contiene leche es muy rico para comer en trozos, este no contiene la manteca de cacao necesaria para que quede bien al ser fundido para utilizarlo en la preparación de un postre, de igual forma el que venden para elaborar bebidas es preferible utilizarlo para ello y no para ser fundido.

La cantidad de manteca de cacao presente en el chocolate es la que garantiza que este quede con buena textura para cocinar y con un brillo magnífico para decoraciones y preparación de bombones.

En el mercado conseguirás diferentes alternativas de chocolate repostero, entre ellas:

Chocolate cobertura

cobertura

Uno de los más utilizados gracias a su alto contenido de manteca de cacao. El chocolate cobertura cuenta con hasta un 30% de manteca de cacao en su composición y es el más comúnmente utilizado para baños de pasteles, elaboración de bombones y figuras, este es sin lugar a dudas el más utilizado por los reposteros. 

Chocolate negro

negro

Con un contenido de hasta un 26% de manteca de cacao, el chocolate negro es uno de los preferidos para consumirlo solo y también para utilizarlo en diversas preparaciones reposteras.

Chocolate amargo

amargo

El chocolate amargo es uno de los que más contenido de cacao tiene, a ello se debe su fuerte sabor. Es utilizado para diferentes preparaciones y es el más recomendado gracias a su poder antioxidante y su elevado contenido de flavonoides.

Chocolate blanco

blanco

No es considerado como un verdadero chocolate, ya que su contenido de cacao es muy inferior mientras que su contenido graso es elevado. El conocido como chocolate blanco contiene un mínimo de 20% de manteca de cacao y el resto de su composición es leche y azúcar. Por su composición es sumamente delicado ante los cambios de temperatura.

¿Cómo se derrite el chocolate?

chocolate

Según el porcentaje de materia grasa contenido, se fundirá en menor o mayor tiempo.

Tradicionalmente se ha empleado el baño maría para fundirlo; posteriormente apenas dio lugar a su aparición, el microondas comenzó a utilizarse como herramienta para fundir el chocolate de manera más rápida.

Debes tener siempre presente que jamás debe fundirse en una cacerola directamente sobre el fuego. El resultado será un chocolate con mala textura y que de paso sea dicho puede resultar quemado y pegado en el fondo del recipiente utilizado.

Derretir a baño maría

baño maria

Emplear la opción de baño maría es muy sencillo; solo tienes que trocear la tableta en pequeños pedazos y colocarlo dentro de un envase preferiblemente de vidrio o resistente al calor; lleva al fuego una olla llena con agua hasta la mitad y colocar sobre esta el envase que lo contiene.

Una vez comience a hervir el agua, notarás como comenzará a derretirse; debes removerlo para que se vayan fundiendo todos los trocitos hasta que estén completamente derretidos y listo, puedes utilizarlo para lo que desees.

Derretir en el microondas

microondas

Desde su aparición el microondas ha facilitado muchas operaciones en la cocina, entre ellas está el derretir chocolate. Este aliado de la cocina permite derretir en menor tiempo que a baño María.

Para utilizar este método, debes cortarlo en pequeños trozos y llevarlo a un envase apto para microondas. Programa el microondas a una potencia de 600w por un tiempo de apenas un minuto. Notarás como comienza a derretirse; debes retirarlo y removerlo para llevarlo de nuevo al microondas por 30 segundos más, al observarse que ya esta casi completamente derretido, llévalo por diez segundos adicionales hasta que todos los trozos estén fundidos.

Baño maría Vs. microondas, ¿Cuál es mejor para fundir el chocolate?

chocolate

Para saber cuál opción es la mejor para derretir el chocolate debemos tener en consideración varios aspectos; si bien es cierto que el resultado puede resultar perfecto con ambos métodos, es necesario establecer riesgos y ventajas de cada uno de ellos. 

El baño maría es el más tradicional y permite una vigilancia constante durante todo el proceso. Con este método solo debes cuidar que el bol en el que se encuentra el chocolate no toque directamente el agua caliente a fin de evitar elevar demasiado la temperatura. Y por supuesto debes evitar que le entre agua; de resto tendrás el control y podrás estar atento a cualquier cambio que se genere en la estructura del chocolate; retirándolo del calor justo cuando sea necesario. 

Otra ventaja del baño maría; es que, en caso de necesitar utilizar el chocolate derretido en grandes cantidades, puedes dejar el chocolate sobre la olla con agua caliente y el fuego apagado para ir utilizándolo sin que la perdida de temperatura sea tan acelerada.

¿Qué hay del microondas?

baño maría

Si bien el microondas hace más rápido cualquier proceso; debes tener en consideración que al momento de derretir el chocolate es de suma importancia: cuidar los tiempos, potencia y por supuesto la cantidad de chocolate a derretir.

Una desventaja de la utilización del microondas para el proceso de fundirlo, es que aparte de no permitir que observes el proceso en directo, tampoco permite que mantengas el chocolate con temperatura constante después de retirarlo.

En ambos casos se deben tener presentes medidas preventivas que eviten dañarlo; y aunque a mi parecer el baño maría permite más control y la posibilidad de un mejor acabado; todo dependerá del tipo de receta que deseas preparar.

Elige siempre un buen chocolate, cuida el proceso en cada paso, utiliza utensilios limpios y tendrás los mejores resultados.