Pasas: 3 motivos para consumirlas a diario y 3 para no probarlas

Aunque las personas no suelen comer tantas pasas que digamos, desde el punto de vista de la cocina es un alimento que puede ser muy útil. De hecho, no solo para incluirlas en algunas recetas o postres, sino también para comerlas solas como un puñado si es de tu agrado.

Y es que, tienen muchas propiedades que podrían ayudarte en diversos ámbitos. A pesar de que también posee sus efectos negativos que no podemos dejar a un lado y sucede como en cualquier otro producto. 

Sin embargo, en caso de que decidas sumar las pasas en tu dieta, sería de gran importancia que sea bajo un equilibrio para que no caigas en males mayores. Aunque tampoco te deberías perder de sus bondades. Entendiendo esta realidad, hoy te diremos 3 motivos para comerlas y 3 para no probarlas.

Puede darte diabetes

Puede Darte Diabetes

La tercera contra de las pasas es la diabetes. Puedes sufrir de ella si las pasas empiezan a ganar protagonismo en tu día a día de una manera desequilibrada. Y es que, las pasas de por sí tienen un alto nivel de triglicéridos. Como albergan mucha fructosa, crece el riesgo de padecer de una terrible diabetes.

Adicionalmente, el cáncer de hígado es otro de los infortunios que está a la orden del día. Para que te libres de estas enfermedades, es mejor que optes por controlar el consumo o las alejes de tu vida si es necesario. La clave está en el equilibro y que busques de los expertos cuando tengas alguna duda al respecto.