Quantcast

Duque sobre reforma de la Ley de Ciencia: «Sería más provechoso sentarse a dialogar»

El ministro de Ciencia e Innovación, Pedro Duque, ha mandado un mensaje a los colectivos científicos que este jueves 15 de abril se manifestarán en varias ciudades de España para protestar por la reforma que prepara el Ministerio de la Ley de la Ciencia.

«El proceso de diálogo ya hace tiempo que se ha iniciado y creemos que sería más provechoso sentarse a dialogar en esta etapa que tenemos por delante», les ha instado en una entrevista.

Promovidas por la Coordinadora Marea Roja de la Investigación, las movilizaciones contra el proyecto de modificación de la Ley de la Ciencia tendrán lugar en varias ciudades españolas, entre ellas, Madrid, Barcelona, Valencia, Santiago de Compostela, Sevilla y Oviedo. En Madrid, la concentración se ha convocado a las 18.00 horas frente al Ministerio de Ciencia e Innovación (Paseo de la Castellana, 162).

Tras las diferencias entre parte de la comunidad científica y el Ministerio, Duque ha asegurado que el Ministerio de Política Territorial y Función Pública convocará «en un par de semanas» a los sindicatos en una Mesa General de Negociación para abordar la modificación de la norma. «Es una mesa preceptiva y haremos el diálogo durante estas semanas», indica Duque, que añade que la Mesa podrá convocarse «dentro de una semana o dos».

Si bien, el ministro recalca que «todas las semanas» se ha estado convocando a sociedades y colectivos científicos para discutir sobre la reforma. «Creo que sería mejor primero dialogar y luego ver cuál es el resultado; es un orden de cosas más correcto», afirma.

«TENEMOS UN PLAN GENERAL»

El ministro explica que lo que prepara su Ministerio es «un plan general de cómo resolver los problemas de la ciencia en general». Por un lado, recalca «el incremento de presupuesto que jamás en la historia de España había ocurrido», del orden de un 60%. «Tenemos este año un 30% más de dinero, para subvenciones y para la contratación, que el año que más hubo en la historia y, por lo tanto, eso nos da un margen», insiste.

Así, defiende que el plan de su Ministerio es «completo», con más convocatorias y convocatorias de otro tipo. «Esa expansión de los proyectos dará otra perspectiva a las personas que están contratadas por proyecto», dice.

En palabras del ministro, una «pequeña parte del plan» requiere cambiar la Ley de la Ciencia de 2011: «Si no cambias la Ley, no puedes hacer estas contrataciones en las cuales das más seguridad a la gente y se elimina, al menos, la bolsa de temporalidad y de incertidumbre».

Según desliza, el incremento del presupuesto va ligado a la mejora de las condiciones de los investigadores: «La incertidumbre de si me saldrá un proyecto ya no es tanta si estamos incrementando los presupuestos». Y es que, la incertidumbre de los científicos viene dada por «una década entera de decisiones equivocadas en los presupuestos de ciencia», sostiene en referencia a los recortes en la inversión en Ciencia de los últimos años.

«Tenemos que conseguir por medio de un Pacto por la Ciencia que este enorme incremento de este año continúe en el futuro hasta que lleguemos a un nivel que, por lo menos, sea la media de los niveles de inversión en Ciencia de los países de la Unión Europea con los que nos queremos comparar y con los que queremos competir en producción científica», asegura.

Actualmente, España invierte un 1,24% del PIB en I+D+i, muy alejado de la media de los países de la UE, que se sitúa en el 2,12%. El objetivo que se ha marcado el Gobierno es alcanzar el 2% en 2024 y del 3% en 2030.

EL «TENURE TRACK»

Una de las modificaciones que pretende incorporar el Departamento que gestiona Pedro Duque es la figura contractual «tenure track», que según el Ministerio de Ciencia e Innovación permitirá que los investigadores estén en plantilla de forma «permanente». Esta figura consiste en una contratación fija sujeta a evaluación externa. Sin embargo, no todos están de acuerdo con esta figura.

La Coordinadora Marea Roja de la Investigación considera que el «tenure track», modelo que está implantado en otros países, «no garantiza la estabilización del personal de investigación, pues la oferta sigue condicionada a cada OEP (Oferta de Empleo Público), y la contratación queda en manos del centro de destino y de un comité de expertos, con una evaluación final que no garantiza el puesto». También CSIF está en contra de esta medida: «Reduce derechos y garantías y estaría fuera del Convenio Colectivo».

Pero Duque defiende la iniciativa: «En vez de tener un contrato temporal y luego ya veremos si sale la plaza, es tener un contrato ya fijo desde el principio con simplemente una evaluación, que es lo que tienen todos los demás países, al cabo de unas cuantos años».

Según el ministro, el «tenure track» se implantaría en España para aquellos científicos que quieran estar en plantilla en el sistema público de ciencia. Se espera que estos científicos, según Duque, se conviertan en «el germen» de los nuevos grupos de investigación y que «den el relevo a los grandes científicos que ahora se van a jubilar».

Aunque esta medida no guste «a dos o tres» colectivos, según Duque, se intentará llegar a un acuerdo, aunque advierte: «No todas las soluciones son buenas y no todas las soluciones que le convienen mucho a unos, resulta que no les conviene tanto a otros».

No obstante, Duque se muestra optimista, ya que «el proceso tiene al menos dos meses por delante». «Al consenso sí se puede llegar, pero como toda negociación, unos tendrán que ceder en unas cosas y otros en otras», concluye.