Quantcast

La AIReF propone diseñar un marco presupuestario para todas las AAPP

La Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF) ha publicado este jueves la Opinión sobre la Transparencia Fiscal en las administraciones públicas españolas, en la que realiza un análisis que sitúa a España en una posición similar a la de los países del entorno, aunque identifica áreas de mejora relevantes en la orientación a medio plazo y la gestión de riesgos fiscales.

Ante esto, la AIReF incluye en su análisis una serie de propuestas, entre las que destaca el diseño de un marco presupuestario de medio plazo integral para el conjunto de las administraciones públicas y para cada administración.

Esta propuesta implica ampliar el contenido y detalle de la Actualización del Programa de Estabilidad para que contenga todos los elementos de una estrategia fiscal a medio plazo; elaborar y publicar los escenarios presupuestarios de medio plazo con, al menos, el contenido y detalle previsto por la Ley General Presupuestaria, y comunicar a las CCAA los elementos fundamentales para la elaboración de sus marcos a medio plazo.

MARGEN DE MEJORA EN ANÁLISIS Y GESTIÓN DE RIESGOS FISCALES

En el análisis, la AIReF ha evaluado un total de 36 indicadores siguiendo la metodología del FMI, ordenados en los pilares ‘informes fiscales’; ‘previsiones fiscales y presupuesto’ y ‘análisis y gestión de riesgos fiscales’.

En el pilar I, la AIReF observa las mejores prácticas, en línea con los países del entorno. Según el análisis, los informes, en general, ofrecen un panorama completo, relevante, oportuno y veraz sobre la situación de las finanzas públicas. A ello ha podido contribuir la necesidad de cumplir con los estándares internacionales y comunitarios, si bien las debilidades más destacables detectadas por AIReF se refieren a las limitaciones de las explicaciones sobre las revisiones históricas.

En el pilar II sobre previsiones y procesos presupuestarios, la AIReF constata una mayoría de prácticas buenas o avanzadas tanto para la Administración Central como para las comunidades, aunque detecta limitaciones importantes en la presupuestación a medio plazo, el cumplimiento de los plazos de elaboración y presentación de los presupuestos y en la conciliación de previsiones.

Según la AIReF, el proceso presupuestario se encuentra fragmentado, no siendo posible asegurar la coherencia entre sus principales elementos: la Actualización del Programa de Estabilidad, los presupuestos de cada administración y el plan presupuestario.

En el pilar III, relativo a la identificación y gestión de los riesgos para las finanzas públicas, la AIReF aprecia un margen de mejora notable. En particular, echa en falta un análisis más exhaustivo de los riesgos que pueden afectar a las finanzas públicas y el diseño de estrategias de gestión de los mismos.

RANKING POR COMUNIDADES AUTÓNOMAS

Si bien la Administración Central ha mejorado en los últimos años en el análisis y la gestión de los riesgos asociados a la exposición al sector financiero y a las administraciones territoriales, apenas se analizan las implicaciones para las cuentas públicas y la deuda de los riesgos asociados al escenario macroeconómico y a los pasivos contingentes como garantías y colaboraciones público-privadas. Además, en el ámbito autonómico, la AIReF constata la ausencia de análisis de la sostenibilidad a largo plazo.

Así, el ranking por comunidades autónomas lo lideran Andalucía, Galicia y Navarra con las mayores puntuaciones sobre los indicadores de transparencia fiscal, seguidas de Canarias, Comunidad Valenciana y Comunidad de Madrid. Por el contrarios, las comunidades con las puntuaciones más bajas son Asturias y Castilla-La Mancha.

PROPONE ELABORAR UN INFORME DE RIESGOS FISCALES

A raíz del análisis realizado, la AIReF realiza una serie de propuestas encaminadas a mejorar la transparencia fiscal en cada uno de los ejes, destacando entre otras cumplir la obligación de presentar los proyectos de presupuestos en el plazo previsto en la normativa, asegurar la coherencia y conciliación de los principales documentos de planificación presupuestaria o elaborar un informe de riesgos fiscales específicos en el que se recojan los posibles riesgos que puedan afectar a las proyecciones fiscales.

Este informe, según la institución, debe incluir información relativa a los riesgos derivados del sector financiero, del endeudamiento de las empresas públicas, de los desastres naturales (incluidos los de salud pública), las colaboraciones público-privadas, los programas de avales, los préstamos y las sentencias, la gestión de activos y pasivos y los riesgos medioambientales.

Una vez identificados y analizados los riesgos fiscales, la AIReF cree que sería deseable una asignación de probabilidades de que se materialicen y una cuantificación de su impacto. Además, debería explicitarse la estrategia de mitigación de riesgos, bien para el conjunto o para riesgos individuales.

Además, la AIReF cree que la Administración Central y las CCAA deben elaborar sendas estrategias de gestión de los riesgos fiscales generados por posibles desastres naturales, sanitarios y medioambientales que pueden tener impacto presupuestario. Y, finalmente, recomienda elaborar proyecciones de deuda de largo plazo, incluyendo un análisis probabilístico de su evolución en el medio plazo. En estas proyecciones se deberían detallar factores de gasto relativos a sanidad, educación y envejecimiento, e incluir comparaciones con proyecciones anteriores.