Quantcast

El Gobierno acusa a PP de intentar «obstaculizar» los fondos europeos

La portavoz del Gobierno y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha acusado al Partido Popular de intentar «obstaculizar» la llegada de los fondos europeos que debe recibir España frente a la crisis del coronavirus resaltando las críticas del Consejo de Estado al decreto ley que regula la gestión de esas ayudas, y ha subrayado que el Gobierno incorporó al decreto todas las recomendaciones «esenciales» que le hizo ese órgano consultivo.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Montero ha lamentado que algunos partidos de la oposición califiquen de «demoledor» el dictamen del Consejo de Estado. A su juicio, este adjetivo no describe adecuadamente la valoración que se hace del decreto ley, el cual ha recibido una opinión «favorable a su tramitación».

«En ningún momento hay una crítica destructiva» y, además, el Ejecutivo del PSOE y Unidas Podemos adoptó «todas las recomendaciones que se consideraron esenciales para que el texto ganara en calidad», ha señalado.

Por ello, la portavoz del Gobierno ha criticado que algunas formaciones políticas hayan «intentado aprovechar» el informe del Consejo de Estado sobre el decreto de los fondos europeos «para seguir obstaculizando la labor del Gobierno».

EL PP HA PRESENTADO NORMAS AUTONÓMICAS «MUY PARECIDAS»

Concretamente, ha acusado al PP de estar tratando de «obstaculizar la llegada» de esas ayudas a España «desde el primer día» para que «no se le inyecten a la economía 70.000 millones de euros». En primer lugar, «yendo físicamente a Bruselas a hablar mal de España», después «votando en contra del decreto ley» en el Congreso y ahora resaltando los fallos que el Consejo de Estado vio en el texto, ha manifestado.

En este contexto, ha dicho que le llama «muchísimo la atención» que las comunidades gobernadas por el PP «hayan impulsado textos muy parecidos» a ese decreto ley sobre los fondos europeos que incluso «van más allá en intentar eliminar elementos de cuello de botella para agilizar la tramitación» de los proyectos y, en cambio, con la norma elaborada por el Ejecutivo central el PP «se rasgue las vestiduras para justificar lo injustificable».

En su dictamen, el Consejo de Estado muestra su «preocupación» por «la eliminación o modulación de mecanismos de control en materias tan sensibles como la contratación administrativa, los convenios administrativos o las subvenciones» y señala «graves insuficiencias» en el contenido de la memoria, que, entre otras cosas, carece de un análisis del impacto presupuestario.

LAS RECOMENDACIONES SE INCLUYERON EL MISMO DÍA

Según ha destacado Montero, el Gobierno optó por solicitar un informe al Consejo de estado aunque no fuera preceptivo porque quería conocer su opinión a fin de que el decreto fuera «conforme a Derecho» y ofreciera «toda la seguridad jurídica», teniendo en cuenta que el sistema para administrar los fondos europeos destinados a la recuperación de España será analizado por la Comisión Europea.

La ministra ha reiterado que las recomendaciones que para el Consejo de Estado eran esenciales se incorporaron al texto del decreto ley que se llevó al Congreso de los Diputados y que fue convalidado el pasado 28 de enero, y esta tarea hizo durante la tarde y la noche del 21 de diciembre, la fecha en la que el Consejo de Estado emitió su informe y un día antes de que el Consejo de Ministros aprobara la norma. «Fue un tiempo suficiente», ha asegurado.

Al hilo de esto, ha aclarado que, aunque la opinión pública pueda conocer el contenido de los borradores de las iniciativas legislativas del Gobierno, un documento «nunca está finalizado hasta que no tiene el último informe solicitado y con la revisión del texto» en la que el ministerio correspondiente incorpora las cuestiones que considere.