Quantcast

Qué fue de María Isabel, la ganadora de Eurovisión con ‘Antes muerta que sencilla’

A María Isabel le llegó la fama muy pronto y muy de golpe. La cantante nacida en Ayamonte obtuvo un éxito acaparador y global con su hit ‘Antes muerta que sencilla’ cuando tenía apenas nueve años. Ganó el Festival Junior de Eurovisión de 2004 e hizo bailar a gente de todo el planeta al ritmo de sus abanicos. Hoy 4 de enero cumple 25 años.

Aquella niña hiperactiva y ‘saltimbanqui’ que nos traspasaba toda su vitalidad desde la pista de baile es ahora una cantante explosiva que ha sabido madurar profesionalmente. Aunque no reniega de aquello que fue y que le dio la fama, sus caminos musicales son bien distintos a los iniciales. A 2021 llega con un cuarto de siglo a sus espaldas y un nuevo trabajo recién presentado: ‘Me enseñaste’.

En QUÉ! repasamos la vertiginosa evolución de María Isabel, de cómo usó EuroJunior como escaparate para triunfar mundialmente y de cómo enterró la palabra niña para convertirse en la mujer de ‘armas tomar’ que actualmente es.

EXITAZO CON ‘ANTES MUERTA QUE SENCILLA’

Lo que en un primer momento tenía la intención de convertirse en una canción con la que España ganara el Festival de Eurojunior 2004, llegó a ser un himno nacional que traspasó fronteras y que provocó que más de un japonés bailara con el abanico como si no hubiera mañana el cantado hasta la saciedad ‘Antes muerta que sencilla’.

La culpable de este éxito mayúsculo fue María Isabel, una niña onubense que gracias a su desparpajo y naturalidad consiguió abrirse un hueco en el mundo de la música. Aunque la fama apenas le duró unos años, tiempo suficiente para poder producir varios trabajos discográficos. ‘Antes muerta que sencilla’ fue todo un éxito de ventas en países tan dispares como Finlandia o Japón. La ayamontina era la estrella infantil del momento.