Quantcast

Aragonès celebra la primera vacunación, pero avisa: “Queda túnel”

El vicepresidente de la Generalitat, Pere Aragonès, ha celebrado este domingo que se haya vacunado a la primera persona en toda Cataluña contra el coronavirus: “Empezamos a ver la luz al final del túnel, pero queda túnel”, ha avisado.

En rueda de prensa tras la vacunación en una residencia de L’Hospitalet de Llobregat (Barcelona) junto a la consellera de Salud, Alba Vergés, y el secretario de Salud Pública, Josep Maria Argimon, ha explicado que durante los siguientes meses se deberá actuar “con la máxima responsabilidad” porque serán difíciles.

“No podemos bajar la guardia. Tenemos que seguir cumpliendo con las medidas de prevención y de protección”, y ha indicado que es necesario hacer un último esfuerzo hasta que haya inmunidad de grupo.

Ha informado de que, a partir del lunes, 25 equipos de vacunación se encargarán de hacer llegar las dosis a toda Cataluña, empezando por las residencias –a la gente mayor y también a sus trabajadores–.

“Priorizamos a los más débiles y vulnerables ante la Covid-19. Estos meses han sido muy difíciles para ellos, también para sus familias”, y ha dicho que esta prioridad se debe a criterios sanitarios y de justicia.

ALBA VERGÉS

La consellera de Salud, Alba Vergés, ha opinado que este día “es el punto de inflexión, después de este 2020 muy crudo y duro”, pero también ha destacado la importancia de no bajar la guardia y vigilar más que nunca.

“Estaremos aún unas semanas y unos meses sufriendo y conviviendo con este coronavirus. Es muy importante controlar el virus ahora más que nunca, ahora que empezamos esta estrategia de vacunación”, ha subrayado.

Ha asegurado que las vacunas se suministrarán con equidad territorial, por lo que la tarde de este domingo se darán 1.595 vacunas en residencias de cada una de las regiones sanitarias catalanas: “Empezamos a vacunar ya hoy a todo el país”.

Cada lunes llegarán 60.000 dosis de vacuna, y a lo largo de las próximas dos semanas se administrará la primera dosis a 104.000 personas “que viven y trabajan en las residencias”, ha informado.

Primero se priorizarán las residencias sin incidencia de coronavirus por estar “en mejores condiciones”, pero a continuación se incidirán en aquellos centros con casos activos, y ha dicho que dentro de tres semanas de suministrará la segunda dosis.

JOSEP MARIA ARGIMON

El secretario de Salud Pública de la Generalitat, Josep Maria Argimon, ha recordado que “para que la vacuna sea eficaz, lo primero que hace falta es que haya una gran cobertura”.

Por ello, ha considerado que la residencia Feixa Llarga –que ha recibido la primera vacuna– está “dando ejemplo” porque casi todos los residentes han dado su consentimiento: solo tres del total de 64 personas que viven en el centro han rechazado recibir una dosis.

“Y ahora me dirijo sobre todo a los profesionales sanitarios, que serán el siguiente colectivo en vacunarse, para que den este ‘sí’ y den este paso que nos llevará a una vida más normal”, ha añadido.

En cuanto al número de dosis, ha informado de que en las próximas 12 semanas Cataluña recibirá 748.000 dosis de la vacuna de Pfizer, mientras que aún “no se sabe” cuántas llegarán de Moderna.