Quantcast

La cadena de valor de la hostelería solicita al Ejecutivo colaboración para marcar conjuntamente criterios de reapertura y reactivación

Representantes de hostelería, fabricación y distribución y de las industrias de alimentación y bebidas señalaron hoy que el Gobierno debería haber tenido en cuenta las recomendaciones de apertura segura del sector antes de anunciar las fases de reapertura y reclamaron al Ejecutivo que tenga en cuenta al sector para acometer conjuntamente la reapertura y reactivación del mismo.

Así lo trasladaron en una rueda de prensa organizada por las tres entidades representativas de la cadena de valor del sector, en concreto Hostelería de España, organización empresarial que representa a más de 270.000 restaurantes, bares, cafeterías y pubs; Aecoc, asociación empresarial que integra a más de 30.000 fabricantes y distribuidores; y la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas (FIABA), que representa al primer sector industrial del país con más de 30.000 empresas y casi 500.00 trabajadores.

Las tres organizaciones ponen a disposición del Gobierno la ‘Guía de reapertura segura’, una guía técnica elaborada por expertos que señala las medidas necesarias para garantizar la máxima seguridad de clientes, trabajadores y proveedores, con medidas preventivas adaptadas a cada tipo de establecimiento a través de, entre otras, el distanciamiento social, medidas de higiene y seguridad alimentaria.

Según estas entidades, “se trata de un documento muy serio y trabajado que, si bien recoge las medidas que se necesitan para garantizar una hostelería segura para todos, debería ser la base que marque los criterios y condiciones de reapertura y, por tanto, el documento en el que fijarse para determinar el calendario de la desescalada en nuestro sector”.

Aseguran que el Gobierno ha anunciado fases de reapertura sin considerar la información técnica necesaria, contenida en esta guía, que actualmente se encuentra en proceso de aprobación por parte del ICTE (Instituto para la Calidad Turística Española), entidad designada por el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo para desarrollar estos planes en los distintos sectores que aborda el turismo.

Asimismo, las tres organizaciones han recordado que, para fijar el calendario de reapertura del sector, además de considerar la información técnica facilitada por los expertos, el Gobierno debe concretar antes una serie de medidas económicas y fiscales que la cadena de valor de la hostelería lleva reclamando desde hace semanas.

Así, señalan que el Ejecutivo aún no ha concretado en qué consiste la flexibilidad de los ERTE, ni ha anunciado definitivamente la derogación de la cláusula de los ERTE en relación al mantenimiento del empleo en los seis meses siguientes a la reanudación de la actividad.

Dicen que tampoco han obtenido respuesta a las líneas de financiación para los pequeños empresarios que han venido reclamando, puesto que las actuales las califican de “insuficientes”.

De igual modo, tampoco tienen noticia, segun afirman de los microcréditos solicitados, ni de la suspensión del pago de los alquileres o las tasas municipales, “que tanto están ahogando a los establecimientos hosteleros”.

ESTABLECIMIENTOS HOTELEROS

Además de estas medidas “absolutamente necesarias” para poder garantizar la apertura y subsistencia de los más de 300.000 establecimientos hosteleros que existen en España, desde las entidades han subrayado que son un sector unido y comprometido con la seguridad de todos y ha solicitado al Gobierno disponer de los EPI e hidrogeles necesarios para que los locales puedan cumplir las condiciones de seguridad necesarias para retomar la actividad.

“Es una auténtica sorpresa para nosotros oír hablar de fechas de reapertura cuando no tenemos aún ni las condiciones higiénico-sanitarias establecidas por parte del Gobierno, ni los medios para poder llevarlas a cabo, ni las medidas económicas y fiscales que el sector necesita para reabrir sus negocios. Por ahora, en las condiciones actuales, no podemos reabrir de ninguna manera”, ha señalado el presidente de Hostelería de España, José Luis Yzuel, quien ha añadido que, sin todas estas medidas, el cierre de establecimientos hosteleros podría ascender al 30%.

El director general de Aecoc, José María Bonmatí, ha afirmado que “lo que debe primar no es tanto el porcentaje de aforo permitido en los establecimientos como que se puedan garantizar las exigencias sanitarias y de seguridad para empleados y clientes. En ese sentido, el desescalado debería considerar las mismas fechas de apertura y condiciones a los establecimientos de restauración de los centros comerciales que en el resto de locales, siempre y cuando se cumplan los requisitos necesarios”.

Por su parte, el director general de FIAB, Mauricio García de Quevedo, ha subrayado que “la hostelería es clave para el conjunto de la economía española y también para la industria de alimentación y bebidas. La facturación al canal horeca de algunos de nuestros sectores en algunos casos llega al 80%. Por lo tanto, consideramos imprescindible retomar la vía del diálogo y la colaboración con el Gobierno. Solo mediante la coordinación y el trabajo conjunto podremos elaborar un plan viable para la reactivación económica del sector con todas las garantías de seguridad para trabajadores y clientes”.

Las tres entidades representantes de estos gremios, que integran toda la cadena de valor de la hostelería, en conjunto suponen algo más del 29% del PIB y emplean a cerca de 7 millones de trabajadores.

SERVIMEDIA