Quantcast

Histórico: el papa Francisco cambia el Padre Nuestro

La Conferencia Episcopal Italiana (CEI) ha adoptado una importante modificación del Misal Romano, que incluye cambios en la oración del Padre Nuestro y en El Gloria, durante su Asamblea General del 22 de mayo.

La frase «no nos dejes caer en la tentación» («no nos induzcas a la tentación«, en italiano),  ha sido cambiada por «non abbandonarci alla tentazione«, es decir «no nos abandones a la tentación» en castellano.

El papa Franciso ya mostró su desacuerdo con esta frase en 2017,  ya que en su opinión,  Dios no puede inducir a los hombres a la tentación. Por ello consideró que era más adecuado utilizar la frase «no nos dejes caer en la tentación».

«En la oración del Padre Nuestro, que Dios nos induzca en tentación no es una buena traducción. También los franceses han cambiado el texto con una traducción que dice: ‘no nos dejes caer en la tentación‘. Soy yo quien cae, no Dios quién me arroja», dijo, tal y coomo recordó ‘Infobae’.

Además del Padre Nuestro, el Gloria también ha sufrido modificaciones, en concreto la parte en la que dice «pace in terra agli uomini di buona volontà» («paz en la tierra a los hombres de buena voluntad») por «pace in terra agli uomini, amati dal Signore» («paz en la tierra a los hombres, amados por el Señor»).

Tras las últimas modificaciones el Padre Nuestro queda de la siguiente manera.

Padre nuestro,
que estás en el cielo,
santificado sea tu Nombre;
venga a nosotros tu reino;
hágase tu voluntad
en la tierra como en el cielo.
Danos hoy nuestro pan de cada día;
perdona nuestras ofensas,
como también nosotros perdonamos
a los que nos ofenden;
no nos abandones a la tentación,
y líbranos del mal. Amén.