Compartir

Pablo Pasado acudía este domingo a ‘El Objetivo’ para ser entrevistado por Ana Pastor. Sin embargo la pregunta más difícil no se la hacía la periodista de ‘laSexta’ sino un hombre que se encontraba en el público y que dentro del turno de preguntas de la audiencia formuló una cuestión un tanto incómoda para el líder del PP.

Pastor le entregaba el micrófono a Manuel Oropesa de 42 años de edad, un ciudadano en paro procedente del municipio sevillano de Benacazón, que le hacía la siguiente pregunta. “¿Usted ha intentado buscar trabajo alguna vez en su vida?”

Casado, le respondió que sí, “pero en tu situación no me he encontrado, la verdad. Y me imagino que tiene que ser terrible y ahora que tengo niños, pues más aún. Por eso, a mí lo que más me obsesiona es el tema del empleo (…) si no hay empleo, gente que cobra un sueldo y que paga impuestos, esto no se puede aguantar”, aseguraba.

Tras esta respuesta, el ciudadano iba más allá y le preguntaba “si trabajaría por 600 euros”, a lo que el político contestaba “ahora mismo por 600 euros no”, con un gesto que decía más que sus palabras, y apuntaba “el salario mínimo que nosotros dejamos acordado era de 850 euros de aquí al 2020 (…) pero, al final, lo peor es no tener un empleo, la mayor autonomía es tener un trabajo”.

Pablo Casado subrayó que el tema del empleo le “obsesiona” y defendió que ha sido el Partido Popular, quien, pese a las equivocaciones que haya tenido, ha sido el que mejor lo ha hecho en lo relacionado con el mercado laboral “el momento en el que se creó más empleo fue en la legislaturas del PP de 1996 a 2004, llegando a rozar casi el pleno empleo”.