Compartir

Una mujer de Texas (Estados Unidos) fotografió a un cocodrilo con un cuchillo de grandes dimensiones clavado en su cabeza mientras nadaba en un lago de Orchard Lakes Estates, un complejo residencial en en citado estado norteamericano.

Erin Weaver fotografió al animal con su teléfono móvil y a su parecer alguien clavó el cuchillo en el reptil y “lo hizo a propósito”, tal y como declaró a ‘Houston ABC station KTRK‘.

La mujer, vecina de la zona desde hace cinco años, asegura que la presencia de caimanes es habitual en el lugar, “se ven todos los días”, dijo.”Nunca han sido agresivos. Si caminas cerca de ellos suelen desaparecer en el agua”, continuó.

La fotografía tomada por Weaver ha sido difundida en las redes sociales por si los vecinos pudieran aportar algún tipo de información sobre lo sucedido.

Expertos de la protectora de animales han tranquilizado a los lugareños y han asegurado que el animal puede sobrevivir con el cuchillo en su cabeza el tiempo suficiente hasta que den con él y puedan tratarlo.