Compartir

Uber ha anunciado su marcha de Valencia ante la entrada en vigor de las nuevas restricciones. En concreto, la obligatoriedad de esperar 15 minutos para poder contratar el servicio.

Según el comunicado de la plataforma de contacto entre usuarios y vehículos con conductor, el servicio dejará de prestarse en la madrugada del sábado por ese requisito de espera que es contrario a la inmediatez del servicio: “Mientras estudiamos nuestras opciones de futuro, nos vemos obligados a suspender el servicio de UberX en Valencia a partir de la madrugada del sábado”.

Uber subraya su compromiso con la Generalitat Valenciana, para encontrar una “regulación justa” para todos.

CABIFY SÍ OPERARÁ

Cabify anunció hoy que seguirá operando en Valencia y Alicante tras adaptar su modelo de negocio en la Comunidad Valenciana a los requisitos introducidos por la normativa en materia de arrendamiento de vehículos con conductor que entrará en vigor este sábado, 1 de junio.

Así lo indicó Cabify en una nota de prensa, donde denuncia que “las restricciones impuestas a su actividad en nada benefician ni a la ciudadanía ni a los usuarios”.

Cabify prestará servicios en la Comunidad Valenciana a través de su filial Miurchi Car, con el mismo sistema con el que volvió a estar operativa en Barcelona y con el que actúan las empresas de transporte contratadas por hoteles y otros servicios similares del sector VTC tradicional.

Por ello, desde este sábado 1 de junio, los usuarios que deseen viajar con la aplicación tanto en Valencia como en Alicante habrán de contratar expresamente el servicio de transporte ofrecido por Miurchi Car, aceptando para ello unos nuevos términos y condiciones en la aplicación.

Tras la contratación y aceptación de los términos de ese servicio, se establece un tiempo de espera de 15 minutos después del cual el usuario podrá solicitar su siguiente trayecto.

(SERVIMEDIA)