Compartir

Un hombre de 60 años, residente en Córdoba, se convertirá próximamente en millonario.

La justicia ha autorizado una prueba de ADN que confirma que es hijo de un agricultor que murió hace 15 años y que era millonario. Ahora tendrá derecho a recibir parte de la herencia.

La Audiencia Provincial de Córdoba ha dado luz verde a una prueba de ADN, elaborada por el Instituto de Toxicología y Medicina Legal de Sevilla, que confirma la vinculación entre ambos hombres.

Según informa ‘ABC’, la madre del demandante mantuvo una relación extramatrimonial con el agricultor mientras trabajaba en el servicio doméstico de una de las propiedades.

Cuando se quedó embarazada fue despedida. Tras dar a luz el agricultor nunca reconoció al niño, algo que ahora la justicia confirma.