sábado, 26 septiembre 2020 17:50

Un juzgado de Hong Kong condena a dos empresas a pagar 4 millones por una estafa a la EMT de Valencia

Un juzgado de Hong Kong ha condenado en sentencia firme a dos empresas chinas y a sus administradores por la estafa de 4 millones de euros registrada el pasado año en las cuentas de la Empresa Municipal de Transportes (EMT) de Valencia y así a pagar esa cantidad, en concreto, de 1,6 millones por un lado, y de 2,4 millones por otro, según ha podido saber Europa Press.

El concejal de Movilidad Sostenible en el Ayuntamiento de Valencia y presidente de la Empresa Municipal de Transportes (EMT) de la ciudad, Giuseppe Grezzi, se ha referido este jueves a este fallo y ha considerado que “abre la puerta” a que en España “haya condenas por responsabilidad civil” a partir del fraude dentro de los procedimientos judiciales abiertos.

El edil se ha pronunciado de este modo en la rueda de prensa que ha ofrecido para dar a conocer la reforma de la planta viaria de la avenida Pérez Galdós, preguntado por el coste de los abogados contratados en China para realizar gestiones encaminadas a recuperar los 4 millones de euros sustraídos en la EMT a través del fraude registrado el pasado año y trasferidos a cuentas de este país y por si lo conseguido.

“Están condenadas unas empresas y unos apoderados y eso abre la puerta también a que aquí, en España, haya condenas por responsabilidad civil”, ha indicado, a la vez que se ha referido a “los procedimientos abiertos contra –la exdirectora de Administración de la EMT– Celia Zafra y el banco –Caixabank–, que era el que a nosotros nos hacía los servicios”. Grezzi ha agregado que “ha quedado claro” que “se saltaron los procedimientos que teníamos firmados con ellos”.

Por su parte, la portavoz del PP en el Ayuntamiento de Valencia, María José Catalá, se ha referido este jueves al fraude en la EMT, “cuando se cumple un año de la estafa” en esta compañía, y ha considerado “inaceptable que nadie haya asumido la responsabilidad política de este suceso, que provocó que se perdieran 4 millones de euros de todos los valencianos”.

Catalá ha censurado “la opacidad” del alcalde de la ciudad, Joan Ribó, y “de su equipo de gobierno”, Compromís y PSPV, “por no informar a los consejeros del PP” en la EMT de la sentencia del tribunal de Hong Kong que condena a las dos empresas chinas y a sus administradores.

La responsable ‘popular’ ha trasladado una queja formal al primer edil por esa “falta de información”. “Lo que sucede en la EMT seríainédito que pasara en cualquier otra sociedad pública de la Generalitat, por lo que pedimos a Ribó que asuma responsabilidades. Resulta sospechosa su falta de transparencia y diligencia en la gestión de esta empresa”, ha agregado.

“DEBILIDADES Y BRECHAS”

María José Catalá ha manifestado que “después de estos doce meses, y tras las sesiones de la comisión de trabajo para aclarar lo sucedido, ha quedado patente que la EMT está gestionada por Grezzi y su equipo de altos cargos de manera nefasta“.

Ha dicho que estos, “como máximos responsables, no tenían un control riguroso del dinero que entraba y salía la empresa” y ha señalado que esta circunstancia “pudo provocarlas debilidades y brechas en la protección de la contabilidad que dieron lugar a la estafa”.

La portavoz del PP, ha indicado que es “muy grave“, en una empresa que “maneja un presupuesto público de más de 120 millones”, que “nadie asuma la responsabilidad política de lo sucedido a principios del mes de septiembre de 2019”.

“No es solo que no se hayan asumido responsabilidades sino que además Grezzi premió al principal responsable de la gestión administrativa de la empresa con un aumento de sueldo de 10.000 euros cuando nos acababan de robar 4 millones de fondos públicos. Algo impensable en una empresa privada”, ha agregado Catalá.