Compartir

La Policía Nacional ha detenido en las últimas horas a un total de 84 personas -lo que representa un 5,5% de incremento con respecto al día anterior y eleva la cifra a 1.624 desde que se decretó el estado de alarma- y ha tramitado un total de 5.678 actas de sanción entre las que destacan las impuestas a 9 vecinos de Mérida que fueron sancionados por incumplir la medida de restricción de movimientos al ser detectados “simulando” una procesión.

Así lo anunció el subdirector de Logística de la Policía Nacional, el comisario José García Molina, en la rueda de prensa en el Palacio de la Moncloa posterior a la reunión del Comité de Gestión Técnica del coronavirus que preside el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, y en la que precisó que siete de ellos iban “ataviados con disfraces” y dos “grababan las escenas que compartían en redes sociales”.

Junto a ello, se refirió a la detención de un joven de San Juan de Aznalfarache (Sevilla) que subía vídeos en redes sociales “desobedeciendo” el confinamiento, “jactándose” de ello y “animando a seguir su ejemplo”, considerándose “inmune” a la acción de los agentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado.

A este respecto, aseguró que la Policía Nacional “no será tolerante y sancionará a los que incumplan las medidas restrictivas del estado de alarma”. Además, reconoció que son casos “que llaman la atención” porque existen “pequeños colectivos que insisten en realizarlos” aunque, como subrayó, no es un “hecho generalizado, sino puntual”.

(SERVIMEDIA)