Quantcast

Esteban Hernández publica ‘Así empieza todo’

El periodista Esteban Hernández publica ‘Así empieza todo’ (Ariel), un análisis de algunos de los principales acontecimientos ocurridos en el siglo XXI que, a su entender, han contribuido en convertir a la clase media en “la gran perdedora de estos tiempos”.

“La clase media es la gran perdedora de estos tiempos. La situación de hace unos años daba cierta estabilidad en la vida de las personas, en el sentido de que podían trazar proyectos vitales. Todo eso desaparece y no se trata de que se tenga más o menos dinero o la vida guste más o menos, sino de que se ha perdido la posibilidad de diseñar tu propia vida. Y eso tiene consecuencias graves”, ha explicado en una entrevista con Europa Press el analista.

Hernández cree que es una situación que viene produciéndose desde hace cerca de media década. “Si nos fijamos en las diferentes crisis que hemos venido sufriendo desde hace 40-45 años, cada una de ellas ha profundizado en los males que nos aquejaban”, ha lamentado, poniendo como ejemplo la más reciente.

“La crisis de 2008 deterioró a clases medias trabajadoras y favoreció a ámbitos como el financiero, a pesar de que había sido causada por una mala crisis. En esta, la reacción está siendo prácticamente la misma en Occidente, lo cual nos lleva a pensar en una horrible identificación de problemas”, ha indicado.

‘Así empieza todo’ lleva como subtítulo ‘La guerra oculta del siglo XXI’, algo que remite a esas luchas por la hegemonía mundial que hoy más que nunca está enfocada en dos grandes potencias: Estados Unidos y China. “No creo que vaya a haber un cambio ahora de la hegemonía a favor de China, pero está bien recordar que los periodos hegemónicos dejan de serlo cuando los líderes sucumben a sus debilidades internas”, ha afirmado el jefe de opinión del diario ‘El Confidencial’.

“Estados Unidos tiene una situación interna bastante débil y eso puede tener consecuencias, pero es verdad que China no tiene suficiente músculo ahora para enfrentarse a este país y salir ganando. Dentro de 10 o 15 años, veremos”, ha alertado, poniendo el foco en la actual política del país estadounidense. “Ha dado un paso atrás para fortalecerse y ha obligado a restablecer la relación con sus socios para que sea más positiva para ellos”, ha añadido.

La crisis del coronavirus ha alterado todo el ecosistema mundial y Hernández no evita analizar en su libro la irrupción de este nuevo agente, que ha traído además un aumento de la polarización política. “Eso no me interesa porque es un elemento enormemente banal, que nos impide ver los problemas de fondo”, ha defendido.

“Es la excusa que se pone y también una demostración de que la articulación política se basa en una oferta de los males de los contrarios. Ahora ganar las elecciones no es tanto por generar un programa que haga ilusión, sino porque tu campaña se basa en lo malos que son los otros e impedir que suba al poder”, ha explicado Hernández.

Preguntado respecto al futuro de España a la conclusión de esta crisis, el periodista cree que el sur de Europa –y “especialmente” España– va a salir con “un lugar muy subordinado” en el contexto mundial. “Somos un país de servicio y turismo, con poca presencia internacional y lo lógico sería tener un plan para fortalecer el país. Pero no lo hay y vamos a salir más dañados de la crisis”, ha concluido.

Comentarios de Facebook