Compartir

El 88% de los españoles almacenamos información importante, confidencial y muchas veces irremplazable en nuestros aparatos como contraseñas, mensajes, fotografías, contactos y otros tipos de archivos. El 27% afirma, además, que guarda información en sus dispositivos que no le gustaría que nadie más viese, según una encuesta elaborada por Kaspersky Lab y B2B International sobre el uso del móvil y riesgos de seguridad.

Enfrentamos el móvil a robos o fugas de datos como  contraseñas del banco y otros asuntos sensibles que guardamos en su memoria. Pueden ser hackeados o incluso, gracias a una incursión que no esperamos, podemos ser espiados en nuestras pequeñas o grandes miserias. Los dispositivos que usan redes WiFi abiertas son particularmente vulnerables a estos ataques. Sin embargo, poca gente toma medidas para reducir el riesgo.

2Publicar fotos mientras estas de vacaciones

Es como avisarle al ladrón que no hay nadie en casa. Actualmente, las bandas criminales usan las redes sociales para seleccionar víctimas potenciales, configure la privacidad para que su información sólo sea visible en su grupo de amigos.