Compartir

‘Ultima Thule’ es un asteroide situado más allá de Plutón que fue descubierto en 2014 y del que hasta ahora no se tenía una imagen. Sin embargo, la sonda New Horizons, perteneciente a la NASA, ha logrado sobrevolar este cuerpo celeste en el cinturón de Kuiper y enviar sus primeras imágenes, que fueron recibidas en Madrid, hacia las 16:30h de la tarde de este martes 1 de enero.

La nave ha pasado a una velocidad de 18 kilómetros por segundo, a unos 2.000 kilómetros de distancia del Ultimate Thule, lo que supone tres veces más cerca de lo que pasó sobre Plutón.

Las primera imagen recibida ha recorrido 6.000 millones de kilómetros hasta llegar a La Tierra, y demuestra que se trata de un cuerpo alargado, de unos “35 kilómetros de largo y 15 kilómetros de ancho”, aunque las de mejor definición se esperan a partir del mes de febrero.

La NASA ha celebrado el hito de haber alcanzado el infinito conocido y la jefa de operaciones de la misión, Alice Bowman, ha confirmado que la “sonda está en perfectas condiciones”, que tomó unas 900 imágenes de su encuentro y las enviará a la Tierra durante los próximos dos años.