Compartir

La jueza de instrucción 2 de Esplugues de Llobregat ha tomado este jueves declaración a la cantante Shakira como investigada por seis delitos fiscales correspondientes a las declaraciones, tanto IRPF como de Patrimonio de los ejercicios 2012, 2013 y 2014 por los que le reclaman 14,5 millones de euros. La cantante sólo ha respondido a las preguntas de su abogado.

Shakira quería evitar a toda costa que hubiera imágenes de su entrada a las dependencias judiciales pese a la orden de la jueza de que entrara por la puerta principal. Citada para declarar como investigada, la estrella de la canción ha accedido al edificio por un aparcamiento de titularidad privada que se encuentra en las dependencias judiciales y que da acceso directo al juzgado.

Según informaron fuentes del TSJCat la declaración se ha prolongado por espacio de una hora y cuarto y en ese tiempo la investigada se ha negado a responder a la Fiscalía, a la Abogacía de la Generalitat y a la Abogacía General del Estado. El juez también está investigando a su asesor, cuya declaración está pendiente de fecha.

Más allá de la anécdota de haber esquivado a la prensa, la cantante ha publicado un comunicado en el que reitera su inocencia. Según informa ‘Cope Catalunya’, la colombiana insiste en que ha cumplido con sus obligaciones tributarias y que en todo momento ha actuado según las recomendaciones de sus asesores.