Quantcast

La “carnicería” en el pecho de Adara y otras operaciones fallidas de los famosos

En el mundillo del espectáculo, del cine y la televisión, se vive de la imagen. Si tu aspecto no agrada al público, no queda bien en cámara o si envejeces, estás fuera. Para seguir en la rueda hay que mantener una imagen deslumbrante, rejuvenecerse todo lo que sea posible y estar siempre en perfecto estado de revista. Si no es así, te caes. Pierdes la fama, el dinero y los contratos. Por ese motivo no es raro ver a los famosos y a las famosas por el quirófano para ponerse a punto. La última en España, al menos que sepamos, ha sido Adara Molinero.

Pero en las operaciones de cirugía estética no siempre se acierta. Uno puede desembolsar un dineral para mejorarse los glúteos, los pechos, los labios o lo que sea y que no salga como esperaba. Puede ser que el cirujano tenga un mal día o que la operación se complique por algún imprevisto. Y es una faena, una marca y un estigma que queda para siempre visible en tu cuerpo. No han sido ni uno ni dos los famosos que han sufrido esta situación y han salido del quirófano peor de lo que entraron. 

Adara Molinero y su “carnicería”

Adara Molinero fue la ganadora de “Gran Hermano VIP 7” y, allá por el año 2018, decidió operarse sus pechos. Para ello, eligió unas prótesis de 320 gramos para cada mama. Todo ello porque sí, pues ella misma manifestó estar satisfecha con su pecho, pero aún así…Lo que quería era conseguir un “canalillo” para lucir escote. Su talla ideal, contó, estaría en torno a la 85B u 85C. En un principio, quedó contenta con el resultado, pero la cosa no le duró mucho.

Casi dos años después, en mayo de 2020, confesó estar arrepentida de la intervención. Cuenta que siente que es un “tamaño desproporcionado”, que no siente nada en uno de los pechos y que la cicatriz que le quedó es una “auténtica carnicería”. A la vista de los resultados, se dedicó a desaconsejar la clínica en la que se operó. Hace poco más de un mes, volvió a pasar por el quirófano y ahora dice estar otra vez satisfecha. Veremos si en dos años no vuelve a arrepentirse de nuevo…

Comentarios de Facebook