Quantcast

Ciencia LIBERA analiza 2.500 muestras recogidas en espacios naturales

El proyecto Ciencia LIBERA, que se enmarca dentro del Proyecto LIBERA de SEO/BirdLife en alianza con Ecoembes, ha recogido un total de 2.500 muestras de 140 Áreas Importantes para la Conservación de las Aves y la Biodiversidad (IBA) para analizar la presencia de diferentes sustancias contaminantes por basuraleza.

En total en España hay 469 IBA, pero para esta acción se han seleccionado 140 atendiendo a los siete hábitats más representativos para garantizar la conservación de la biodiversidad europea. Se trata del acuático de interior, hábitat agrícola y parameras, bosque atlántico, bosque mediterráneo, bosque de ribera, hábitat costero y de montaña y rocoso.

Tras la toma de las muestras de agua, suelo, sedimento y excrementos de zorro por técnicos de SEO/BirdLife, actualmente investigadores del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) también están analizando esas muestras para estudiar la presencia de fitosanitarios, metales pesados, derivados de plástico y medicamentos.

Además, ambas entidades, indican que también han contado con la colaboración de la organización Hombre y Territorio (HyT), que ha analizado la presencia de microplásticos en ríos y se ha realizado caracterizaciones de residuos con la metodología eLitter. En total, 2.595 muestras han sido tomadas y analizadas con la siguiente distribución: 410 muestra de agua; 834 muestra de sedimentos;840 muestras de suelo, 119 fragmentos de plástico encontrados en los entornos naturales; 117 posibles heces de zorro; 133 muestreos de microplásticos; y 142 caracterizaciones de residuos abandonados en la naturaleza con la APP e-Litter.

“El campo se encuentra lleno de basuraleza. Es un hecho que constatamos día a día cuando disfrutamos de nuestros espacios naturales y que desde el Proyecto LIBERA venimos cuantificando con nuestras campañas de ciencia ciudadana”, ha señalado el coordinador de SEO/BirdLife del Proyecto LIBERA, Miguel Muñoz.

Sin embargo, tanto SEO/BirdLife como Ecoembes, señalan que aún hay una evidente deficiencia en el conocimiento del impacto de la basuraleza en tierra. Los estudios en entornos terrestres son inferiores a los realizados en el mar y parece que hay consenso en que el impacto de la basuraleza terrestre puede ser incluso mayor.

“Lo estamos viendo ahora más que nunca, la ciencia es una herramienta fundamental para poder aportar soluciones, y la lucha contra la basuraleza no es una excepción. Gracias a nuestro proyecto Ciencia y la fuerza investigadora del CSIC, estamos conociendo más sobre el impacto de los residuos sobre el medio natural y nos acercamos a una solución en la que la información, la educación y la concienciación también son palancas claves”, ha asegurado la coordinadora del Proyecto LIBERA de Ecoembes, Sara Güemes.

Comentarios de Facebook