Compartir
Pixabay

Esta reserva protegida permite a los turistas disfrutar de una maravilla de la naturaleza sin dañarla, con alojamientos e itinerarios diseñados respetando el entorno

 

Esta Área Natural Protegida (ANP) de 2.747 km cuadrados, situada en la provincia peruana de Tambopata, alberga un ecosistema de invaluable riqueza, el cual desde hace poco menos de dos décadas goza de dicha consideración especial gracias a la que su gestión se encuentra supeditada a la preservación de la naturaleza y el desarrollo sostenible de la economía regional.

 

Por consiguiente, aunque los recursos de la zona son aprovechados, destacando la producción de la llamada nuez amazónica, esto se lleva a cabo respetando la integridad del medio, de igual forma que el turismo está orientado a dar a conocer su biodiversidad y costumbres nativas, pudiendo disfrutar de ellas de un modo no perjudicial. Así, nos encontramos con que al escoger uno de los Tambopata Tours tendremos ocasión de conocer las distintas especies animales que viven allí, admirar sus paisajes o conocer cómo viven los nativos.

 

El Tambopata Turismo se basa en el planteamiento del ecoturismo, adaptándose para evitar el impacto negativo en el entorno y ofrecer recuerdos inolvidables a los visitantes sin pasar por alto la condición del área como de especial protección y valor natural. Esto no comprende sencillamente las actividades, sino que asimismo las instalaciones de alojamiento de Tambopata Lodge están diseñadas, construidas y gestionadas teniendo presente este principio.

 

En las próximas líneas, hablaremos de lo que hace de esta zona un terreno tan valioso y digno de ser visitado, para después comentar algunos de los itinerarios de mayor interés para los visitantes.

Auténtico tesoro natural protegido en la exuberante selva de Perú

Hay sobrados motivos por los que se convirtió este área en ANP, estableciendo planes estratégicos enfocados a su conservación y aprovechamiento ético, responsable y ecológico en provecho de la economía y biodiversidad regionales.

 

Este variado hábitat de clima tropical representa un ecosistema ideal para recuperar y conservar especies en peligro de extinción, habiendo permitido progresar en su interior a muchas de ellas, entre ellas gran cantidad de felinos tales como el puma, el ocelote o el jaguar, entre otras especies, por ejemplo la nutria neotropical (con en simpático apodo de “lobito de agua”) y la nutria gigante.

 

Alberga, entre su inmensa variedad de especies, una nutrida cantidad de primates, muchos de ellos de gran belleza e interés, como el tití emperador, con sus graciosos “bigotes” blancos, algunos de los primates más grandes del Nuevo Mundo como es el caso del churuco o mono barrigudo, u otras especies de pequeño tamaño como los capuchinos y los monos ardilla.

 

Hay también más de 150 especies de otros mamíferos, incluyendo varias clases de perezosos y venados, diversos reptiles entre los que se cuentan varias clases de boas, serpientes, tortugas y caimanes, tales como el caimán blanco y el caimán negro, siendo este último el único melanosuco vivo en la actualidad y pudiendo llegar a medir más del doble que el anterior, lo que supone una longitud de hasta 6m, y numerosas aves, que van desde las oscuras especies de paujiles hasta majestuosas variedades de águilas, pasando por la práctica totalidad de coloridas especies de guacamayos peruanos.

 

Innumerables alternativas de la mano de la agencia de viajes InfoCusco

Si estás pensando en organizar un viaje a Tambopata con una agencia, te recomendamos que eches un vistazo a InfoCusco, quienes cuentan con la experiencia, trayectoria y certificaciones para respaldar su compromiso con los valores que imperan en la gestión de esta área natural protegida, es decir, la fascinación por la herencia natural y cultural de Perú y el compromiso con su preservación y uso responsable y sostenible.

 

Siempre cabe la posibilidad de visitar Tambopata por libre, si bien es cierto que contando con una buena agencia te ahorras tiempo, dinero y disgustos. Lo mejor que puedes hacer es valorar todas las opciones y echar un vistazo a los paquetes que se oferten, aunque para concluir este artículo vamos a mencionar algunas de las cosas que es posible visitar con ellos.

 

Es posible visitar la Cocha Caimán, laguna donde, como su nombre indica, habitan gran cantidad de los caimanes que mencionamos antes.

 

El apasionante trayecto hasta el lago Apu Victor te conducirá, a través de senderos adecuados, entre bosques de inmensos árboles y grandes pantanos, pudiendo ser testigo de primera mano de la riqueza de su fauna y flora.

 

La Isla de los Monos, muy próxima al lodge, alberga, oh, sorpresa, variedad de especies de monos. Solo esto ya es muy interesante, pero además la comparten con otras especies, entre ellas perezosos y coatíes.

 

Por si esto fuera poco, visitando el refugio natural que constituye la Cocha Perdida, ascendiendo al excelente Mirador Amazónico y refrescándote en el Río Gamitana podrás completar tu experiencia, lo que te permitirá gozar de la riquísima biodiversidad de Tambopata.