Quantcast
sábado, 31 octubre 2020 23:12

Los grandes traidores de la historia del fútbol que solo pensaron en el dinero

-

El fútbol es el deporte que más personas practican en los cinco continentes y seguramente el que más traidores ha dejado gracias al tema dinero, el cual claramente y en determinado momento saca lo mejor y peor de las personas. Si bien es cierto que no todos los individuos son iguales en este aspecto, la historia de esta disciplina ha demostrado en diversos rostros lo capaces que son muchos jugadores de hacer por solamente aumentar su salario a devengar por temporada.

“Son las escorias más grandes del universo. Hay que tener demasiado cinismo para hacer algo así. Primero decir que es el equipo de tus amores y que tu vida gira entorno a él y después irte a uno de los rivales más grandes. Normalmente son jugadores que no merecen ninguna valoración positiva. Su presencia y actuación resulta dañino a simple vista. Dan vergüenza”, dijo un fanático del fútbol en sus redes sociales, quien asegura que nunca perdonará a los traidores y desleales a sus clubes.

Está más que claro que algunas personas son sumamente susceptibles ante los traspasos que sus equipos llevan a cabo en los diversos mercados de fichajes de verano e invierno, sin embargo, estos se han dado la tarea de atacar con toda su fuerza y tiempo a aquellos jugadores que han terminado decepcionándolos y demostrándoles que son unos simples y enormes traidores a los colores que juraron defender hasta el final de su carrera profesional.

Es por ello, que este respetado portal web de noticias ha decidido realizar una breve lista con los nombres de algunos futbolistas que defraudaron a todos los hinchas, quienes aún siguen llorando por la traición que estos llevaron a cabo por el dinero.

1
Luis Figo decepcionó a todos los amantes del fútbol

Luis Figo / Fútbol

Luis Figo, uno de los mejores jugadores portugueses en toda la historia del fútbol, ha sido considerado como uno de los más grandes y descarados traidores al respeto por esta disciplina.

Si bien es cierto que el oriundo de Lisboa logró ganarse el corazón de todos los amantes del fútbol gracias a su habilidad con el balón, la técnica, la precisión en el pase, el liderazgo y su elegancia para desenvolverse en el campo de batalla, parece que su polémico fichaje por el Real Madrid, el más acérrimo rival del club al que él pertenecía en ese momento, el FC Barcelona, habría desatado la locura en el mundo y más sabiendo que el portugués se despidió del cuadro blaugrana como un traidor y fue recibido en el cuadro de La Castellana como un ‘galáctico’.

“Esta es y será mi camiseta. Gane o pierda Florentino Pérez las elecciones, no seré jugador del Real Madrid. Yo sólo jugaré en el Barcelona”, fue una de sus primeras declaraciones sobre esa situación. Asimismo, no se puede obviar que la rivalidad que Luis Figo sentía hacia el conjunto vikingo era enorme y más cuando él en la temporada 1997/1998, después de obtener el ‘doblete’ al ganar Liga y Copa del Rey, durante las celebraciones de la Plaza Sant Jaume se dirigió en los parlamentos desde el balcón del ayuntamiento a la afición congregada y entonó “Blancos, llorones, felicita a los campeones”, frase que claramente hacía referencia a su eterno y más grande contrincante.

En el año 2000, Luis Figo consumó una de las traiciones más enormes en la historia del fútbol, tras convertirse en el traspaso más caro de aquel momento, el cual rondó los 10.270 millones de pesetas, cuya equivalencia en euros sería aproximadamente de 61 millones. “Figo, pesetero”, terminó siendo una de las frases más emblemáticas de esa época para la hinchada blaugrana, a quienes el portugués les destruyó el corazón.

Atrás
Comentarios de Facebook