Quantcast
miércoles, 21 octubre 2020 18:24

Automoción hispanolusa demanda una parte “significativa” de los fondos europeos

Las principales asociaciones de fabricantes y componentes de España y Portugal (Anfac, Sernauto, ACAP y AFIA) han solicitado que el sector del automóvil sea el beneficiario de una “dotación financiera significativa” de los fondos contemplados en el Plan de Recuperación Europeo, con el objetivo de recuperar sus niveles anteriores a la crisis del coronavirus.

Con motivo de la celebración de la XXXI Cumbre Hispanoportuguesa que tendrá lugar en Guarda (Portugal) el próximo 10 de octubre, Anfac, Sernauto, ACAP y AFIA han destacado que estos fondos, además de para recuperar los niveles precrisis, también servirán para garantizar un crecimiento sostenible del sector y su papel como motor de los demás sectores económicos.

En este sentido, las organizaciones destacaron el papel de la automoción como “herramienta estratégica” tanto en España como en Portugal a la hora de alcanzar los objetivos de recuperación económica de los países.

Por ello, demandan un mayor compromiso por parte de los gobiernos para definir una estrategia que garantice la viabilidad y perdurabilidad de la industria automovilística en su transformación hacia una movilidad sostenible y libre de emisiones.

De esta forma, las cuatro asociaciones han firmado una declaración conjunta en la que subrayan el momento “clave” que se está viviendo en el sector en relación con la reindustrialización necesaria para cumplir con los retos de descarbonización y digitalización y todo ello en un contexto económico marcado por la crisis del Covid-19.

“Desde las asociaciones se considera necesario el trabajo conjunto y el compromiso de las administraciones y gobiernos, con los principales agentes sociales del sector, para restablecer los niveles previos a la crisis y liderar la transformación garantizando que el sector del automóvil ibérico pueda mantener su relevancia y liderazgo en el futuro”, han asegurado.

En esta línea, Anfac, Sernauto, APAC y AFIA han recordado que la industria del automóvil representa el 11% del PIB español y el 6% del portugués, así como el 9% y el 12%, respectivamente, de la población activa de cada país.

Por ello, han solicitado que los gobiernos de España y Portugal generen un marco de cooperación “más estrecha” en relación con las políticas europeas relacionadas con la automoción y que sirva para impulsar la competitividad de la industria. De esta forma, han pedido la puesta en marcha de acciones bilaterales que permitan dar respuesta a las necesidades del sector y fomentar una estrategia e instrumentos específicos en materia económica, laboral, regulatoria y de inversión que brinde un fuerte apoyo a la industria del automóvil.

Así, el presidente de Anfac, José Vicente de los Mozos, ha resaltado la importancia de posicionar al polo ibérico como un destino atractivo para las inversiones industriales, aunque ha señalado que solo será posible con el compromiso de todas las partes implicadas.

Por su parte, la presidenta de Sernauto, María Helena Antolin, ha apuntado que España cuenta con un ecosistema “altamente innovador y competitivo” compuesto por más de 1.000 proveedores de automoción y centros tecnológicos de primer nivel. “Su capacidad tecnológica nos ha permitido atraer todo tipo de proyectos”, ha afirmado.

Además, el presidente de ACAP, José Ramos, ha calificado “de crucial importancia” para el automóvil que el Gobierno portugués ponga en marcha un plan de acharatarramiento de vehículos en el país, que cuenta con uno de los parques automovilísticos más antiguos de Europa.

Finalmente, el presidente de AFIA, José Couto, ha destacado que la industria automovilística tiene una importante relevancia tanto para la economía de Portugal como para la de España, debido a su capacidad de exportación, creación de puestos de trabajo cualificados, valor añadido y de efecto catalizador en otros sectores.

Comentarios de Facebook