viernes, 18 septiembre 2020 10:27

La truncada carrera de Henk Norel: su triste historia

Henk Norel tomó una decisión. A sus 32 años decida abandonar al baloncesto profesional y ahora prefiere darle un rumbo distinto a su vida, donde las lesiones de rodillas desaparezcan y tener más tiempo con los suyos. El holandés no quiere las amarguras de pasar por el quirófano y opta por decir adiós para tomar un rumbo distinto. “No quiero operarme otra vez”, fueron sus primeras palabras para explicar su postura. El pivote que estuvo Joventut de Badalona y el Casademont Zaragoza en la ACB no optará por jugar con el Heroes Den Bosch de la liga neerlandesa.

El poste bajo ha tenido que sortear cinco operaciones de rodillas. Norel se caracterizó por ser un jugador propenso a las lesiones y eso le terminó pasando factura y con 32 años prefiere mantenerse distante de las pistas antes de volver a lesionarse para ir de nuevo al quirófano. La última vez que se operó fue en el 2018 y para recuperarse tuvo que esperar 16 meses.

“No es justo ni para el club ni para mí. Cuando juego al baloncesto quiero ir a por todas y no solo preocuparme por mis rodillas. El baloncesto siempre ha sido mi vida y repentinamente ha llegado a su fin”, dijo el jugador para justificar la retirada. En su periplo por España fue formado por el Joventut y lo más destacado que hizo en la ACB fue pertenecer al Quinteto Ideal de la Liga Endesa 2017-18 junto a Gary Neal, Luka Doncic, Sylven Landesberg y Toko Shengelia.

“El Heroes quería que siguiese. El club estaba dispuesto a dejarme entrenar un poco menos y jugar menos partidos, pero a mí no me gustaba la idea. No es justo, ni para el club ni para mí”, dijo el pivote neerlandés a un medio de su país para explicar su situación. Para Norel es doloroso no seguir, pero meditó con los suyos el no seguir y prefiere no exponerse más y estar tranquilo con un nuevo modo de vida. “Cuando juego al baloncesto quiero ir a por todas y no sólo preocuparme por mis rodillas. El baloncesto siempre ha sido mi vida y repentinamente ha llegado a su fin. Seguiré viniendo a ver partidos y pronto jugaré de nuevo a un nivel más bajo. Amo este deporte, pero jugar al máximo nivel se ha acabado para mí”, sentenció Norel.