sábado, 26 septiembre 2020 18:10

La exciclista Carla Nafría habla sobre su trayectoria deportiva

La exciclista Carla Nafría confesó que cuando empezó a correr “ganaba todas las carreras” y que sus rivales masculinos le “odiaban” por ello, en la décima edición de las WITL Talks at home, la charla online impulsada por la plataforma de contenidos inspiradores ‘Where is the limit?’.

“Me apuntaba a todas las carreras de mi pueblo. Las ganaba todas y los chicos me odiaban por ello. Mi primera toma de contacto con la bicicleta fue a través de los duatlones. Al final me acabé enganchando por la sensación de notar el viento en la cara”, dijo la exciclista, quien a los 14 años perdió la audición del oído derecho.

PERDIÓ LA AUDICIÓN POR COMPLETO

Progresivamente, Carla Nafría llegó a perder la audición por completo, pero actualmente, gracias a un implante coclear, la ha recuperado. “La pérdida de audición hace que no puedas comunicarte con otras personas. Quizás por eso soy tan introvertida. Gracias al ciclismo he conseguido soltarme más y empezar a relacionarme con más gente”, señaló la exciclista profesional de piñón fijo para el Specialized-Rocket Espresso.

Nafría participó en la WITL Talks at home junto a la la psicóloga Emma Barthe, el triatleta Andrés Contreras y el ciclista Javier Torres. Emma Barthe, que acaba de perder a su hermana por la COVID-19, lamentó que las personas cuiden el cuerpo, pero no la mente porque la vida “es una cuestión de decisiones”.

“El perdón es una habilidad superior. El ojo por ojo es la opción fácil. Todo tiene un guión de vida. No hace falta ir a un vidente”, apuntó Barthe.

EL TRÁGICO ACCIDENTE DE ANDRÉS CONTRERAS

Un domingo de mayo, Andrés Contreras salió a rodar junto a su padre y unos amigos cuando una conductora colisionó frontalmente contra ellos. “Mi padre y otro compañero fallecieron en el acto. Varios nos quedamos muy graves. Me llevaron al Hospital de Alcira con 2 paradas cardíacas.Sólo me ha quedado bien el brazo derecho. Estuve 7 días en coma. Sólo preguntaba por mi padre y al principio me decían que estaba en otro hospital”, recordó.

A su juicio, lo único en lo que piensas después del accidente es en poder recuperar tu vida. “El deporte me ha ayudado en marcarme una meta y trabajar duro hasta cumplirla. Con 26 años he tenido que volver a aprender a hacer casi de todo de cero. Hay que ser positivos ante la vida. Todo los baches que tengamos en la vida se pueden superar”, aseguró.

Por su parte, Javier Torres, quien padeció sepsis, 3 paradas cardíacas y un fallo multiorgánico por un problema del riñón que le tuvieron que extraer, lleva 9 años con diálisis. “Dije que la diálisis que no me iba a comer por todas esas personas que estuvieron en una sala de espera esperando noticias mías. Gracias a José Antonio Hermida monto ahora en bicicleta. Ha sido mi inspiración”, reveló.