Quantcast
miércoles, 2 diciembre 2020 4:03

De promesa a ignorado por Koeman: el canterano que más sufre

La llegada de Ronald Koeman ilusionó a muchos estamentos del FC Barcelona, desde la directiva, pasando por la prensa y acabando con los fanáticos. El decepcionante final de campaña protagonizada por el conjunto dirigido por Quique Setién obligó a un cambio drástico de timón y mucho se habló de una revolución. Aunque al final salieron algunos jugadores, la base gruesa del equipo quedó; pero a pesar de eso también la ilusión creció en varios futbolistas que pensaron que las oportunidades llegarían. Sin embargo, las cosas no están siendo muy buena para todos.

Cierto es que muchos como Ansu Fati, Pedri, Coutinho e incluso Araújo están teniendo oportunidades por su gran rendimiento; de hecho, el brasileño y el joven hispano-guineano de 17 años se han asentado como titulares, pero para otros no está siendo igual. Varios han sido olvidados por el entrenador neerlandés; no obstante uno de los casos que más llama la atención es el de Carles Aleñá.

Sin minutos para demostrar su talento

El canterano sigue sin ver minutos en partido oficial

Luego de una cesión más que fructífera de seis meses en el Betis, Aleñá regresó al Barça con muchas ganas de demostrar todo el talento que atesora y ese estilo azulgrana que ha cultivado por tantos años de estar en La Masía. El problema es que después de cinco partidos oficiales en esta campaña, cuatro de Liga y uno de Champions League, el canterano catalán no ha visto ni un solo minuto de juego.

Koeman llegó y habló de que daría oportunidades a los jóvenes, que los cambios necesarios se darían y que todos los que salieran al campo lo harían por méritos y no por el nombre que estaba detrás de su camiseta. No obstante, el tiempo va pasando y para el mediocampista catalán esos minutos no llegan. Ahora con el dorsal “6” en su espalda la presión aumenta; porque tiene más responsabilidad consigo al llevar el número que un día llevo Xavi Hernández, pero al neerlandés parece importarle poco o nada, debido a que no se acuerda ni de que el oriundo de Mataró está en el equipo.

Aleñá podría escapar en enero

Una nueva cesión sería una buena solución

El panorama para Aleñá incluso podría estar empeorando, porque al menos en los cuatro partidos de Liga estuvo sentado en el banquillo; y cuando se pensaba que ante el inferior Ferencváros podría ver minutos, el canterano no fue ni convocado. Ante esa situación queda más que claro que los minutos le saldrán muy caros, por lo que la solución más factible que se vislumbra es la de una nueva cesión.

Con Koeman más ceoncentrado en otros jugadores y poco dispuesto a rotar, el centrocampista catalán podría pedir su salida en el próximo mercado invernal para así obtener los minutos que ahora se le están negando. Sin duda pretendientes dentro del campeonato español no le faltarán. Aunque en un principio estaba llamado a ser una pieza fundamental después de todo lo que demostró en la cantera, lo cierto es que Aleñá parece alejarse con cada partido en el banquillo o la grada de su sueño de triunfar en el Barcelona.

Comentarios de Facebook