martes, 22 septiembre 2020 2:41

La diferencia entre un cupcake, un muffin y una magdalena que te hará un experto

-

Existe gran confusión entre estos tres postres cupcake, muffin y magdalena. Se entiende porque son casi iguales, es que tienen una sensación esponjosa y suave, cómo no confundirlos. Cada uno de ellos son ideales para acompañarlo con la bebida más apetecible del mundo, cuál más, el café.

Sin embargo, lo que causa preocupación es que expertos en la cocina también incurren en este error si en esencia son distintos. para no esperar más, aquí te mostraremos esas características que los hacen diferentes. Así cuando vayas a comprar, nadie te venderá una magdalena por un cup-cake. Comencemos.

1
Muffin

muffin es un postre

Es el postre indicado para comer en el desayuno, debido a su baja concentración de azúcar. Son presentados sin decoración y se comen recién sacados del horno. En la versión anglosajona lo pican por la mitad y lo untan con un poco de mermelada. Es el único de estos dulces que tiene versiones saladas muy apetecibles. No es tan esponjoso como el cupcake o la magdalena.

Los americanos expertos en su preparación manifiestan que para que queden perfectos es necesario incorporar la mantequilla fría y dejarla reposar 10 minutos antes de comenzar a prepararlos, posteriormente se bate hasta que quede suave y se va agregando poco a poco la azúcar. El paso a continuación es mezclar la harina con la levadura de manera que todos los muffins levanten por igual. En esta preparación debes incorporar los elementos secos como la nueces o el cacao antes de unirla con la mezcla de la mantequilla.

Un dato no menos importante, una vez todo incorporado, es pertinente meter la masa en la nevera y luego verter en los moldes. No olvides untar estos últimos con mantequilla. Recomiendan que la temperatura debe ser entre 200° a 220°.

Atrás