domingo, 19 mayo 2024 7:15

Por qué el futbol llora a Beckenbauer

En la tarde del pasado domingo 7 de enero, el fútbol perdía a una de sus más grandes leyendas: Franz Beckenbauer. El icono del fútbol alemán, campeón del mundo como jugador en 1974 y como seleccionador en 1990, fallecía a los 78 años.

Conocido como el Kaiser, Beckenbauer es considerado una de las leyendas mundiales del fútbol, por su éxitos con Alemania (una Eurocopa en 1972 y un Mundial en 1974, y una Copa del Mundo como seleccionador en 1990) y por sus trofeos a nivel de clubes, principalmente con el Bayern de Múnich, entidad con la que levantó cuatro Bundesligas, cuatro Copas de Alemania, tres Copas de Europa, una Intercontinental y una Recopa.

«Franz Beckenbauer no miraba el balón, sino que lo percibía con el pie»

Beckenbauer, que estaba en el Olimpo de los mejores futbolistas del Siglo XX junto a Diego Armando Maradona, el propio Pelé, Cruyff, Eusebio, Di Stefano y Puskas, tuvo una larga carrera como futbolista. Debutó con el Bayern en 1964 y se retiró en el New York Cosmos en 1983.

Él hizo grande el Bayern. Lideró un equipo de leyenda que contaba con Gerd Müller, Uli Hoeneß o Sepp Maier, entre otros, iniciando la hegemonía bávara en la Bundesliga. Antes de su debut, apenas habían ganado dos Bundesligas. Ahora suman 33. «Franz Beckenbauer no miraba el balón, sino que lo percibía con el pie», lo definió Schwarzenbeck.

Luego, ya como entrenador, fue finalista (en México ’86) y campeón mundial (en Italia ’90) con la Mannschaft. De algún modo o de varios, sólo Diego Maradona pudo contra él. Posteriormente fue presidente de su club y el éxito lo siguió abrazando. Fue una de las claves de la organización del Mundial de 2006 en su país. Fue también proclamado como miembro de honor de la Federación alemana.

Cómo jugaba Beckenbauer, mucho más que un defensor, un fuera de serie

El Kaiser era un defensor central de los que no se acostumbra ver, con características y cualidades que no suelen coincidir con un jugador de su puesto.

Era sólido en el cuerpo a cuerpo, en el juego aéreo en ambas áreas, en la marca, para barrer, ir al suelo e interceptar. Pero no se quedaba ahí: tenía una gran visión de juego y muy buenos pases largos, velocidad, capacidad de salir jugando desde el fondo, buena técnica, gran control de balón y hasta regateo y llegada al área rival. Un auténtico fuera de serie.

El defensor redefinió la posición de líbero en las décadas de 1960 y 1970 con su característico estilo y liderazgo, fundamental en los éxitos de Alemania durante su carrera. Beckenbauer fue 103 veces internacional, marcando 14 goles, entre 1965 y 1977, y en la Bundesliga disputó 424 partidos, con 44 goles.

Aquellos tiempos del Kaiser como líder de Alemania y del Bayern fueron los que inspiraron la frase de Gary Lineker, que recorrió el mundo y que, ahora, ya no parece tan cierta: «El fútbol es un deporte que inventamos los ingleses, juegan once contra once y siempre gana Alemania«. Era lógico: el goleador del Mundial de México había vivido su adolescencia asombrado por esa superioridad de Beckenbauer y los suyos.

El jugador más importante en la historia del Bayern de Múnich

Al respecto, el Bayern emitía un comunicado lamentando la muerte del jugador más importante de su historia, el hombre que le llevó de la irrelevancia a reinar en la Europa futbolística.

«El mundo del Bayern ya no es lo que era, de repente más oscuro, más silencioso, más pobre: el campeón récord alemán llora la pérdida de Franz Beckenbauer, el inigualable ‘Kaiser’, sin el cual el FC Bayern nunca se habría convertido en el club que es hoy. Franz Beckenbauer falleció a la edad de 78 años, rodeado de su familia en Salzburgo. El FC Bayern está de luto junto a su familia, amigos y compañeros, sobre todo su esposa Heidi y sus hijos Thomas, Michael, Joel Maximilian y Francesca Antonie», reza el comunicado del conjunto bávaro.

Franz Beckenbauer Alemania

«El Real Madrid C. F., su presidente y su Junta Directiva lamentan profundamente el fallecimiento de Franz Beckenbauer, una de las más grandes leyendas del fútbol europeo y del fútbol mundial. El Real Madrid quiere expresar sus condolencias y su cariño a sus familiares, a sus compañeros, a sus clubes y a todos sus seres queridos», reza el comunicado del conjunto blanco.

El FC Barcelona también ha sido otro de los que han querido despedirse por última vez de Franz Beckenbauer. «El FC Barcelona se suma a las condolencias tras la muerte de Franz Beckenbauer, leyenda del fútbol mundial que nos ha dejado hoy a los 78 años. Descanse en paz», redactaba el conjunto culé.

Lo cierto es que el alemán llevaba mucho tiempo apartado del foco público. La muerte de su hijo Stephan en 2015 y los rumores sobre corrupción en el Mundial de 2006 le pasaron factura. «Desde entonces, su salud también ha empeorado. Infarto ocular, operaciones cardíacas y enfermedad de Parkinson con demencia asociada. El emperador ha sufrido mucho últimamente. Ahora ha fallecido rodeado de su familia», informa el medio Bild.