Quantcast

Así es como debes lavar tus bañadores para que no se estropeen

El verano ya ha llegado y los bañadores se convierten en nuestras prendas favoritas, por eso les damos más uso que nunca. Lamentablemente, suelen estropearse porque son muy delicados debido a su composición. También afectan su calidad del material, elementos externos como el sol, el cloro o la sal. Es por ello que durante los meses de calor parecen haber perdido color, están deforme o tiene una textura extraña. Pero ya estamos en la temporada para lucirlo, y también de extremar sus cuidados, por eso te contamos algunos trucos indispensables para que tu bañador dure hasta el próximo verano.

Lavar siempre los bañadores después de usarlo

Lavar siempre los bañadores después de usarlo

Es imprescindible lavar tu traje de baño después de cada uso para que no se deteriore. La sal, la arena y el cloro son los peores aliados de tu prenda de baño. Poco a poco van deteriorando y rajando las telas. Además, aclaran el color de las fibras. Lo ideal es lavarlo con jabón neutro y agua templada, ya que de esta manera quitarás la sal del mar o el cloro de la piscina. El agua templada se debe a ser cuidadosos con el tejido, que habitualmente es elástico.