Quantcast

El packaging gastronómico o cómo cuidar la piel del producto con Punto QPack

Manteniendo a flote e, incluso, reflotando, las cifras de buena parte del sector gastronómico, la alternativa del servicio a domicilio ha permitido a muchos restaurantes y bares colgar el cartel de “abierto por pandemia” durante la reciente crisis sanitaria.

Y todo gracias al Take Away, ese modelo de negocio ya imprescindible en la sociedad de consumo, que permite recibir en casa especialidades culinarias de todo tipo, presentadas en envases cada vez más sofisticados y atractivos.

Toda marca que se precie sabe que el packaging es la piel del producto, un elemento básico de branding y una oportunidad promocional que no se debe desperdiciar.

La empresa líder del sector envases en España, Punto QPack, da las claves de este momento de auge fulgurante de esta industria.

Clave 1: Salir del anonimato con envases personalizados

Una de las herramientas clave del marketing es la personalización del producto. Saber diferenciarlo de la competencia y hacerlo único. El diseño, el mensaje, “la piel” es lo primero que ve y toca el cliente cuando recibe su pedido, transmite los valores de la marca, sella una imagen que permanecerá asociada a ese producto en la mente del consumidor.

La tendencia al alza de la personalización de los envases se debe a que incluso las empresas más modestas ponen cada vez más esta herramienta promocional en valor, según explica Punto QPack, quienes además afirman que se ha acabado el anonimato.

Y es que, el humilde envase anodino “de usar y tirar” al que nadie prestaba atención y con suerte terminaba en el cubo de la basura, ha pasado a ser un importante mensajero de la marca, un soporte que habla por sí solo de valores tan importantes como la ecología, el cuidado por los detalles, el diseño y el tono de la marca. Algunos envases, literalmente, hablan.

Si se quiere destacar, se puede: clave 2

Hoy en día, cualquier marca puede permitirse personalizar.

Desde que comenzaron su andadura en 2003, en Punto QPack tienen claro que todo negocio puede y debe aprovechar la oportunidad de reflejar la identidad de su marca a través de las nuevas soluciones de packaging, para lograr más visibilidad y aumentar el nivel de conexión emocional.

Incluso los pequeños negocios pueden optar por la personalización de sus envases a partir de tiradas mínimas de 100 unidades, identificando sus envases con su logo e identidad corporativa en elementos como bolsas, vasos, barquillas, servilletas.

Ya no hay excusa; las posibilidades de destacar son infinitas.

La calidad fideliza, la clave 3

Existen estudios que relacionan la calidad del packaging con el crecimiento de las ventas de una marca. Y tiene lógica si se piensa en la palabra de moda: engagement o fidelización.

Según Punto QPack, el uso de un embalaje de calidad para los alimentos favorece una entrega profesional, limpia y segura, que a su vez, genera un buen impacto sobre la imagen de la marca y, por lo tanto, aumenta la posibilidad de fidelizar al consumidor.

Clave 4: Ser sostenible ya es religión

El cuidado por el planeta, las personas y la naturaleza, son preocupaciones sociales de las que las marcas se hacen eco frente al consumidor.

De hecho, un valor altamente diferencial es utilizar packaging ecológico, un mercado cada vez más creciente, que Punto QPack conoce y lidera desde hace años hasta el punto de crear un departamento propio de I+I+D volcado en la investigación de nuevas materias primas biodegradables y soluciones sostenibles para sus clientes.

Personalización, calidad y ecología, son valores que sitúan a un negocio con servicio take away a un nivel estratosférico frente a sus competidores. Y la última clave, y no por ello menos importante en un aspecto tan delicado, es contar con un partner sólido, fiable y experto.