Quantcast

Wondershare Filmora, el software definitivo en edición de vídeo

En el sector del software se produjo una novedad muy importante escasas semanas atrás. Y es que el día 25 de febrero fue presentada la nueva versión de Filmora. Concretamente hablamos de la 11, la cual presenta una serie de funciones que mejoran si cabe un programa utilizado por multitud de usuarios para obtener buenos resultados al editar vídeos.

Rampas de velocidad

La primera función nueva de Wondershare Filmora 11 es la de las rampas de velocidad. Ahora las posibilidades son prácticamente infinitas a la hora de determinar la rapidez o lentitud con la que se reproducirán determinados fotogramas.

Tanto al ralentizar una parte del vídeo como al acelerarla, la facilidad es máxima, bastando con un par de clics. El resultado es el de un efecto que parece más bien propio de la industria del cine.

Las rampas de velocidad son ideales para escenas en las que se muestra algo moviéndose con una gran rapidez. Por ejemplo, un partido de tenis. Con Filmora 11 ahora es posible acelerar un peloteo y ralentizar el tempo justo cuando uno de los jugadores hace un golpeo impresionante, pudiendo así apreciarlo con todo lujo de detalles.

Máscaras

Aunque no es una nueva función propiamente dicha, las máscaras de esta versión recientemente lanzada son utilizables dentro de una interfaz que presenta una serie de cambios. El objetivo por parte de los desarrolladores consistía en optimizarla con tal de facilitar la selección de los fotogramas clave de enmascaramiento. Lo cierto es que lo han conseguido.

El límite de las máscaras está en tu imaginación. Si te grabas con una cámara fija recorriendo un escenario, por ejemplo en bicicleta, puedes multiplicar tu imagen para que parezca haber varias versiones de ti mismo coincidiendo en ese espacio. También puedes optar por grabar una receta de una pizza y dar forma a una máscara que dé paso al final: tú mismo probando ese plato que acabas de cocinar.

Las máscaras admiten multitud de formas y pueden ser rotadas, por lo que el resultado es cien por cien personalizable. La renovación de la interfaz es de agradecer, puesto que ahora es más fácil que nunca elegir los fotogramas para el enmascaramiento.

Con Filmora se puede optar por varios tipos de máscaras: Rectángulo o Elipse, aunque también tienes la posibilidad de dar forma a una desde cero de manera completamente libre. Tu imaginación establece el límite, pudiendo animarlas, invertirlas, mezclarlas y mucho más.

Mayor cantidad de efectos especiales

Filmora nunca se ha quedado corto en lo referente a los efectos especiales, pero ahora habrá una mayor cantidad a disposición de los amantes de la edición de vídeo. El objetivo es el de permitir a cada usuario exprimir su creatividad.

Entre los que mejores críticas han registrado por parte de los usuarios se encuentra el de Retrato IA, el cual es capaz de eliminar por completo cualquier fondo presente en los vídeos, así como sustituirlo por otro.

La lista va más allá con otros tan interesantes y atractivos como NewBlue FX -sobre todo sus llamativas transiciones-, Filmstock con infinidad de recursos y Boris FX cuyos contenidos se van actualizando cada dos por tres. De hecho, este último punto ha sido clave para el éxito de Filmora: regularmente se publican nuevas versiones, logrando que los usuarios estén completamente satisfechos con su funcionamiento.

Auto sincronización del ritmo

Atrás quedan los tiempos en los que resultaba bastante difícil dar forma a un vídeo cuyo ritmo fuese idéntico al de la música. Sin embargo, una de las Nuevas funciones que destaca en Filmora permite hacerlo de manera automática.

Has leído bien: los vídeos resultantes se generan sin tu intervención, encargándose de ello el propio programa. Lo único que tienes que hacer es elegir la música cuyo ritmo será seguido. En caso de que lo desees podrás introducir algún efecto especial, el cual te recomienda o sugiere el propio software.

Auto sincronización

Aunque puede parecer la misma función, dicha nueva característica no tiene mucho que ver con la que acabamos de describir. Y es que en este caso la sincronización se realiza automáticamente con el audio y el vídeo que registran varios dispositivos distintos, los cuales permanecen capturando una misma escena.

Por ejemplo, si dos personas están hablando, tal vez una cámara enfoque a una de ellas y la otra esté destinada a grabar al segundo interlocutor. Con la auto sincronización no tendrás que hacer la tediosa labor de alinear imagen y sonido, puesto que la llevará a cabo Wondershare Filmora 11.

Wondershare Drive

Terminamos con la última de las nuevas funciones implementadas en la versión más reciente del editor de vídeo por excelencia. Hablamos de una característica gracias a la que resulta sencillo compartir todo tipo de proyectos, así como cargarlos. Tanto los vídeos exportados como el resto de contenidos tratados con esta nueva función son gestionables muy intuitivamente.

Opiniones sobre la utilización de Filmora 11

Tal como sucede en muchos otros sectores, los usuarios antes de decantarse por un software u otro no dudan en consultar opiniones para asegurarse de que la elección será buena. En este caso es inmejorable, tal como indican las valoraciones que pueden leerse en la red.

Precisamente el hecho de que sea un programa tan intuitivo es muy bien visto por la comunidad de editores de vídeo. Y es que en otros tiempos modificar escenas multimedia tratando con la imagen y el sonido podía resultar un quebradero de cabeza, pero con Wondershare Filmora 11 es sencillo a más no poder.

Además, no consume una gran cantidad de recursos. Es por este motivo que este editor puede ser utilizado con un rendimiento sobresaliente incluso en ordenadores que no destacan precisamente por su potencia. Así pues, no es de extrañar que sea uno de los editores de vídeo mejor valorados.