Quantcast

Castilla y León cuenta con 2.563 plazas residenciales para refugiados

El portavoz de la Junta de Castilla y León en funciones, Carlos Fernández Carriedo, ha explicado este jueves de que la web del Gobierno regional facilitará desde hoy toda la información necesaria para refugiados de Ucrania en su idioma y ha avanzado que la Comunidad cuenta ya con 2.563 plazas residenciales para afectados por la invasión rusa.

Fernández Carriedo ha señalado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno que la Junta mantiene su trabajo dentro de la Comisión Interconsejías que se ha creado para articular todas las acciones puestas en marcha ante en conflicto de Ucrania.

De este modo, ha avanzado que la web de la Junta se ha adaptado y se ha incluido una traducción de uncraniano para facilitar el acceso a la información y que los refugiados tengan acceso a las posibles vías de colaboración.

Así, todos los interesados podrán acceder a la web que incluirá una guía traducida al ucraniano con información sobre ayuda humanitaria, acogida de personas, operativo de servicios sociales, educación, sanidad, economía o empleo.

Por otra parte, la Junta ha reservado 2.493 plazas residenciales públicas para refugiados, a las que se suman otras 70 que se aportan a través de ONGs. Del total de públicas 183 están en Ávila; 457 en Burgos, 123 en León, 482 en Palencia, 338 en Salamanca, 315 en Segovia, 209 en Soria, 307 en Valladolid y 79 en Zamora.

A estas acciones se suma la aprobación por parte del Consejo de Gobierno de la Junta de prorrogar de los Presupuestos Generales de la Comunidad para 2021 en el ejercicio 2022, para incluir los gastos que se generen derivados de crisis humanitarias causadas por conflictos bélicos, catástrofes naturales o similares, así como de las retribuciones del personal al servicio de la Administración General e Institucional de la Comunidad.

Además, desde la Consejería de Familia se han preparado distintos dispositivos para atender a menores no acompañados y, por otra parte, en materia sanitaria se habilitarán documentos como desplazados a todos los refugiados para garantizara su acceso al servicio sanitario público.

Además se han habilitado 149 camas hospitalarias para posibles ingresos de refugiados, de las que seis de las pediátricas son oncológicas –dos en Burgos, dos en Salamanca y dos en Valladolid–.

Por último, se ha activado un convenio de acción humanitaria al que la Junta aporta 400.000 euros para atender en el lugar del conflicto y el miércoles se prevé una reunión entre distintas administraciones para articular todas las ayudas.