Quantcast

Arrimadas acude a la CEOE para defender su apoyo a la reforma laboral

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, se ha reunido este lunes con dirigentes de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) y les ha confirmado su apoyo al decreto de la reforma laboral siempre que no se modifique el acuerdo alcanzado por los agentes sociales, unos cambios a los que también se opone la patronal.

Ciudadanos ha trasladado directamente esa posición al PSOE, con quien ya ha mantenido los primeros contactos con vistas a la votación prevista la primera semana de febrero en el Pleno del Congreso.

Así, el portavoz adjunto de Cs en el Congreso, Edmundo Bal, ha detallado en una entrevista en TVE que ha sido el propio portavoz parlamentario del PSOE, Héctor Gómez, el que se ha interesado por la posición de los ‘naranjas’, y espera mantener también un contacto con el ministro de la Presidencia, Félix Bolaños.

Pese a reconocer que la reforma laboral «es muy mejorable», Cs justifica esta posición para evitar que, necesitado de apoyos, el Gobierno acepte modificar la reforma con sus socios de la izquierda parlamentaria –ERC, EH-Bildu, Más País, BNG o Compromís–, que le piden llevarla más lejos. Por ello, condiciona su apoyo a dejarla intacta y no aceptar más cambios.

CON GARAMENDI Y LA EXMINISTRA BÁÑEZ

Tras reunirse con el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, el presidente de ATA, Lorenzo Amor, y la presidenta de la Fundación CEOE, la exministra ‘popular’ Fátima Báñez, la líder de Ciudadanos ha defendido «un frente común» para «frenarle los pies al separatismo», ante la posibilidad de que los socios del Gobierno logren cambios en la reforma, algo que ve como «una amenaza».

Así, ha querido poner en valor que el acuerdo con la patronal y los principales sindicatos supone «consolidar elementos de modernidad y flexibilización» de la reforma del PP de 2012, y ha puesto como prueba el apoyo a la reforma de la ministra de Empleo que la aprobó, Fátima Báñez, ahora en la CEOE.

La presidenta de Cs ha esgrimido que existe «una suma alternativa» para sacar adelante la convalidación del decreto ley con la reforma laboral en la Cámara Baja, si bien no ha explicado qué apoyos pueden bastarle al Gobierno si, además de PP y Vox, también se posicionan contra el decreto ley formaciones como ERC, el PNV y Bildu, socios habituales del Ejecutivo.

OPOSICIÓN «FRONTAL» AL «HACHAZO DE ESCRIVÁ» A LOS AUTÓNOMOS

Por otra parte, Arrimadas también se ha referido a la última propuesta del Gobierno para los trabajadores autónomos para poner en marcha un sistema de cotizaciones en función de sus ingresos reales, expresando su oposición «frontal».

En este sentido, ha lamentado que la propuesta del ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, llegue «en el momento más inoportuno», y suponga además un «hachazo» para los trabajadores por cuenta propia.