Quantcast

El Congreso tramitará una modificación de la LOMLOE para garantizar la gratuidad de toda la Educación Infantil

El Congreso tramitará una proposición de ley del Parlamento de Andalucía, que modifica la actual ley educativa, la LOMLOE, para garantizar así la gratuidad total de la Educación Infantil, tanto de primer ciclo como de segundo ciclo. A favor de la iniciativa, que se vota esta tarde en el pleno del Congreso, se han mostrado el PSOE, Unidas Podemos, PP, Vox, Cs y PDeCAT, mientras que partidos como Más País-Equo, PNV y ERC han anunciado su abstención.

«No hay docentes ni teóricos ni expertos que no reconozcan la importancia de la educación infantil», ha asegurado María del Mar Sánchez, una de las tres delegadas del Parlamento de Andalucía que ha defendido la proposición de ley en la Cámara Baja. A su juicio, la gratuidad y universalidad de la educación infantil permitirá que desde las aulas se consiga una «sociedad justa» e «igualitaria».

En su trámite autonómico, la proposición de ley contó con el apoyo de todos los grupos (PSOE, PP, Cs y Vox) excepto de Unidas Podemos, que se abstuvo. Precisamente, los delegados del Parlamento andaluz han destacado el «consenso» logrado con esta iniciativa, poniendo de relieve la necesidad de alcanzar acuerdos entre los diferentes grupos parlamentarios.

El texto onsta de un artículo único de modificación de la LOMLOE, el artículo 15, así como de una disposición adicional, una disposición derogatoria y dos disposiciones finales.

En virtud de esta iniciativa, se plantea que el artículo 15 de la citada ley establezca que «las administraciones educativas garantizarán la universalidad del primer y segundo ciclo de educación infantil impulsando la gratuidad de manera progresiva a fin de atender las demandas de las familias».

De esta forma, se blinda la gratuidad en el primer ciclo de Infantil, ya que la LOMLOE en su actual redactado no recoge de manera explícita la gratuidad en esta etapa, al establecer que «las Administraciones públicas incrementarán progresivamente la oferta de plazas públicas en el primer ciclo con el fin de atender todas las solicitudes de escolarización de la población infantil de cero a tres años». En cambio, la ley sí recoge que «el segundo ciclo de la educación infantil será gratuito».

DISCREPANCIAS POR LA FINANCIACIÓN DE PLAZAS PRIVADAS

La iniciativa del Parlamento andaluz también recoge que, en el primer ciclo, «las administraciones educativas garantizarán y financiarán una oferta suficiente de plazas, incluido comedor escolar y el total de plazas autorizadas, tanto en centros públicos como privados», y que para el segundo ciclo, «las administraciones educativas garantizarán una oferta suficiente de plazas en los centros públicos y concertarán con centros privados, en el contexto de su programación educativa».

Esta redacción es la que ha suscitado más discrepancias entre los grupos parlamentarios, a pesar de que en el fondo todos se han mostrado a favor.

Desde PP y Vox, sus diputados han celebrado que la iniciativa presentada hoy en el Congreso tiene en cuenta también al sector educativo privado, criticando así la actual redacción de la LOMLOE, que aboga sólo por la financiación de centros públicos.

«Esta proposición supone la defensa de una oferta educativa plural y con libertad», ha señalado la diputada ‘popular’ María de la O Redondo, que asegura que se trata de un «avance» con respecto al «modelo único» que quiere implantar el Gobierno de financiación exclusiva de centros de titularidad pública en la actual ley educativa.

«Las privadas cerrarán y su cierre abocará a las familias a verdaderos problemas para criar y trabajar al mismo tiempo», ha indicado por su parte el diputado Joaquín Robles (Vox), que recuerda que los centros privados de Infantil ya cuentan con miles de vacantes sin cubrir.

También ha apoyado la proposición el PSOE. Durante su intervención, la diputada Rafaela Crespín ha asegurado que se trata de una continuación del «compromiso» que tiene el Gobierno con la Educación Infantil y ha dejado claro que su grupo no se opone al sector privado, pero ha matizado: «Siempre hemos defendido la iniciativa emprendedora en nuestro país, ahora bien, lo que se paga con el dinero público responde como público».

También desde Unidas Podemos han mostrado sus discrepancias a este punto de la iniciativa. Sin embargo, su diputada, Martina Velarde, ha anunciado que su grupo no va a «bloquear» la iniciativa pero trabajarán para que no se financien los centros privados.

Otros grupos parlamentarios también se han referido a esta cuestión, apoyando la gratuidad de la Educación Infantil pero oponiéndose a que se financien plazas en centros de titularidad privada. Es el caso de Más País-Equo, cuya diputada, Inés Sabanés, ha pedido no «abrir la puerta a multinacionales ni fondos buitres para utilizar la educación infantil como negocio». «No podemos apoyar que las administraciones educativas queden obligadas por ley a financiar plazas en privados y a concertar plazas», ha dicho por su lado Néstor Rego (BNG).

FINANCIACIÓN A CCAA

La proposición de ley también contempla una disposición adicional única según la cual «el Estado transferirá a las comunidades autónomas el crédito suficiente para garantizar la gratuidad del servicio de atención socioeducativa, incluido el comedor escolar, de los niños y niñas matriculados en el primer ciclo de la educación infantil, tanto en centros públicos como en privados».

También, una disposición final primera, por la que «se habilita al Gobierno para dictar en el ámbito de sus competencias las disposiciones necesarias para la ejecución y desarrollo de lo establecido en la presente ley».