Quantcast

El 42,6% de las niñas y adolescentes afirma percibir un nivel alto de violencia machista en Internet

El 42,6% de las niñas y adolescentes de entre 10 y 18 años asegura que percibe un nivel alto y muy alto de violencia machista en Internet, según los resultados de una investigación realizada por la Cátedra de Comunicación Digital en la Infancia y la Adolescencia de la Universidad Complutense de Madrid, con la colaboración de Plan International España.

El estudio ‘Violencia de género específica hacia las adolescentes en el entorno digital’ ha contado con una muestra de adultos, niñas y adolescentes en una primera fase cualitativa y 1.304 niñas y adolescentes de entre 10 y 18 años. Forma parte del proyecto europeo SIC-Spain ‘Safer Internet Centre Spain’ liderado por INCIBE, a través de Internet Segura for Kids (IS4K), el Centro de Seguridad en Internet para menores de edad en España.

Según indican los datos del informe, el 66,8% de las preadolescentes y adolescentes usa asiduamente las redes sociales, datos que aumentan con la edad, siendo el 23,2% entre las niñas de 10 años y el 75,9% entre las adolescentes de 17 años.

Lo mismo sucede con el uso del smartphone, ya que el 41,2% de las niñas de 10 años lo utiliza frecuentemente y un 88,5% de las adolescentes lo usa con regularidad. Entre los servicios digitales, destacan la mensajería instantánea y las redes sociales. El 52% de las preadolescentes y las adolescentes sigue de manera diaria canales de ‘influencers’ en redes sociales.

Respecto a la percepción de violencia de género en Internet, el 42,6% de las preadolescentes y adolescentes afirman percibir un nivel alto y muy alto. Aunque el tipo de experiencias desagradables relacionadas con la violencia de género varía según la edad de las usuarias, destacan los insultos y ofensas (29,5%) -y en concreto las relacionadas con el físico (7,2%)-, el acoso escolar (11,8%), sextorsión o acoso por exparejas.

En este sentido, el estudio indica que el 63% de las preadolescentes y adolescentes afirman saber qué hacer en caso de sentirse amenazada o acosada en redes sociales. En concreto, el 75,6% acudiría a sus familiares, 8,9% denunciaría a la policía y solo el 5% dice conocer organizaciones y teléfonos de ayuda.

CAUSAS DE LA VIOLENCIA DE GÉNERO EN INTERNET

Entre las causas de la violencia de género en Internet que señalan las participantes del estudio destacan el machismo, los roles y estereotipos sociales. En informe muestra el impacto de dichos estereotipos sexuales que se difunden en redes sociales sobre las adolescentes alrededor de la imagen de la mujer, de la importancia del físico, del deber ser y de los roles de género.

El 75% de las encuestadas defiende la necesidad de disponer de soluciones legales y normativas frente a la violencia contra las niñas en las redes sociales. Además, el 81,4% de las preadolescente y adolescentes considera muy importante saber usar las herramientas de denuncia y bloqueo de las que disponen las redes sociales.

Asimismo, la exposición pública y la falta de privacidad en las redes sociales representa una de las principales preocupaciones entre las adolescentes. De hecho, el 60% de las encuestadas se muestra preocupada por los datos que se publican en Internet.

Según este estudio, las adolescentes afirman que existe una sensación de impunidad generalizada por parte de quien ejerce la ciberviolencia en Internet, incrementada por el uso de perfiles anónimos en redes sociales y por el propio diseño de los productos y servicios digitales, donde afirman perder el control de la información personal. Por ello, se reclama más información sobre las responsabilidades penales y más información sobre los mecanismos de denuncia.

En cuanto a las medidas para mitigar la violencia de género en Internet, las preadolescentes y las adolescentes proponen el logro de una conciencia social basada en la colaboración y comunicación para fomentar la asertividad y el empoderamiento para visibilizar, reivindicar y denunciar las situaciones de violencia a las que se exponen por razón de su género.

Por otra parte, en el estudio se destaca que este clima debería ir acompañado de un aprendizaje del uso seguro de las redes sociales donde se promueva la confianza y acompañamiento para que las adolescentes acudan a las personas adultas ante situaciones de violencia de género.