Quantcast

Castilla y León da por extinguido el fuego en Navalacruz

La Junta de Castilla y León ha dado por extinguido el fuego originado el pasado día 14 de agosto en Navalacruz, el más grave desde que la Administración regional cuenta con competencias en la materia, mientras que otros tres siguen activos en las localidades de Riocastillo de Ordás (León) y en Carrecedo de Vidriales y Hermisende, ambos en la provincia de Zamora.

En el caso de Navalacruz, la cifra provisional de hectáreas afectadas facilitada por la Junta de Castilla y León se eleva a un total de 21.933 hectáreas, tras declararlo extinguido esta mañana a las 08.38 horas, sin que en dicha evaluación figure una concreción del tipo de superficie devastada, que es de alto valor natural y que ha afectado gravemente al entorno de los pueblos allí emplazados, hasta el punto de merecer la declaración por parte del Gobierno de Zona Catastrófica.

Por su parte, se mantiene en nivel 1 el incendio que se declaró este miércoles en la zona de la localidad zamorana de Carracedo de Vidriales, si bien el mismo presenta este jueves una «evolución favorable» gracias al trabajo realizado durante toda la noche por parte de los efectivos terrestres para evitar riesgos a las poblaciones de Carracedo y Fuente Encalada.

El incendio se declaró a las 17.35 horas en las cercanías de la localidad de Carracedo de Vidriales, perteneciente al municipio de Ayoó (Zamora) y a las 18.10 horas la Junta declaraba el nivel 1 de riesgo por posible afección a más de 30 hectáreas arboladas.

Durante la tarde trabajó un dispositivo formado por medios terrestres y aéreos, que se retiraron con la puesta del sol, y por la noche continuaron las tareas en tierra. «No ha sido fácil, hay mucho trabajo de los efectivos terrestres de la Junta y el Ministerio de Transición Ecológica, sobre todo durante la noche», han señalado fuentes de la Administración regional en el citado tuit, que han añadido que la pasada madrugada se centraron en evitar riesgos para las poblaciones de Carracedo y Fuente Encalada.

El helicóptero de coordinación ha sobrevolado a primera hora de la mañana el incendio forestal para evaluar su estado y la evolución es «favorable», pero la situación se mantiene activa y el trabajo continúa.

En esta misma provincia permanece igualmente activo otro fuego en Hermisende, de nivel 0, desde las 18.00 horas del miércoles, mientras que en la de León sigue activo, también de nivel 0, otro en el término de Riocastillo de Ordás, que, según las primeras investigaciones, es de origen intencionado.

Dicho incencio ha arrasado unas 60 hectáreas de superficie, de ellas ocho hectáreas de robles, diez de matorral y 40 de pastos.

El último parte de la Junta incluye otros cinco fuegos controlados en Orón (Burgos), Vilecha (León), San Miguel de Valero (Salamanca), Cueva de Ágreda (Soria) y Robledo (Zamora), todos ellos de nivel 0.